COPA SUDAMERICANA

Diego López: "Debemos ser ofensivos"

El técnico de Peñarol sabe la obligación que tiene el equipo de anotarle al menos dos goles a Fluminense para poder dar vuelta la serie de octavos de final luego de haber caído 1-2 en casa. Pide orden y "saber manejar los tiempos".

Diego López en Peñarol
Diego López. Foto: Gerardo Pérez

"Tuvimos una linda experiencia en Maracaná, pero esta vez el partido va a ser distinto”. Diego López, técnico de Peñarol, sabe que la parada que se juega el equipo esta noche (21.30) en Río de Janeiro ante Fluminense es difícil. El aurinegro no solo tiene que ganar para revertir el 1-2 sufrido en la ida en el Campeón del Siglo, sino que además está obligado a hacer dos goles para aspirar a avanzar a los cuartos de final de la Copa Sudamericana.

La victoria 1-0 sobre Flamengo en la primera fase de la Copa Libertadores de este mismo año y en el mítico escenario es un grato y fresco recuerdo, pero entonces no existía la obligación de ganar. Peñarol se conformaba con no perder y se terminó llevando los tres puntos gracias a un gol de Lucas Viatri, aunque a la larga de poco sirvió porque no se pudo acceder a los octavos de final del principal torneo continental, razón por la cual está jugando hoy la Sudamericana.

“Sabemos que debemos ser ofensivos, verticalizar mucho más, porque en el momento que tengamos la oportunidad de robar una pelota en la cancha de ellos hay que buscar llegar al arco lo antes posible”, dijo el entrenador antes de la partida. Para él, la clave será ser inteligentes y tener orden para saber cuándo presionar al rival en la salida.

“No debemos ir a presionar todas las veces y desordenados. Sabemos que tenemos que revertir la serie ante un rival muy complicado, que juega muy bien de mitad de cancha hacia atrás, donde manejan más la pelota. Eso requiere un desgaste más grande porque te juegan la pelota casi al lado del arquero y tenemos que saber cuándo presionar, porque el otro día en el primer tiempo fuimos a hacerlo en casi todas las salidas y se hace imposible. Hay que manejar mejor los tiempos, ir cuando alguna pelota está sucia o cuando le podemos sacar tiempo y espacio a algún jugador”, apuntó López.

Bajas.

Peñarol partió ayer a la tarde hacia Río de Janeiro con dos bajas confirmadas: Guzmán Pereira y Gastón Rodríguez. Ambos están lesionados y por tanto el técnico deberá hacer variantes en la oncena. La ausencia de Guzmán le abre la puerta a Cristian Rodríguez, quien en estos primeros partidos del semestre no ha sido titular. “Cebolla” conformará el doble cinco junto a Walter Gargano, una fórmula conocida y exitosa en el pasado.
En ofensiva el que se prepara para ingresar es Luis Acevedo, autor de seis goles en ocho partidos, para compartir ataque con Viatri.

Descansados.

Un punto a favor que tiene Peñarol es que muchos jugadores, principalmente sus piezas clave, están descansados. El fondo, por ejemplo, fue preservado en su totalidad el fin de semana, cuando el mirasol venció 2-0 a Danubio. Giovanni González, Fabricio Formiliano, Enzo Martínez y Rodrigo Rojo no tuvieron minutos. En el medio pasó lo mismo con Walter Gargano y Cristian Rodríguez. Sí jugaron Ignacio Lores y Brian Rodríguez. Y en ataque el que descansó fue Viatri.

Complicado.

En Fluminense las cosas no andan muy bien. El técnico Fernando Diniz está en la cuerda floja. El fin de semana cayó 2-1 en casa con São Paulo y de los últimos 10 partidos solo ganó uno, justamente ante Peñarol. El equipo está en zona de descenso y solo ganó el 25% de los puntos en el Brasileirão. Está presionado y si hoy no avanza, se terminaría su ciclo.

las claves

Orden

Como bien lo dijo Diego López, Peñarol debe tener orden para salir a recuperar la pelota. Fluminense sabe que la responsabilidad la tiene el mirasol, por lo que puede plantear un juego de mediocampo esperando que lo salgan a presionar a fin de explotar los huecos que puedan genrarse. El equipo deberá ser compacto.

Juego aéreo

En el encuentro de ida el punto fuerte que mostró Peñarol fue el juego aéreo. Casi todas las pelota que cayeron en las áreas fueron ganadas por los aurinegros. Cada córner o tiro libre a favor desde los costados deberá ser aprovechado, porque esa es una buena vía de gol. La última vez en Maracaná ganó con un cabezazo.

Presión

Peñarol deberá presionar sobre la pelota, pero no demasiado arriba sino más que nada en el centro del campo para que no haya pelotas profundas, por dos motivos: uno que la cancha es muy grande y tirar la presión muy arriba desgastará al equipo y otra porque Fluminense tiene puntas muy veloces.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)