TORNEO CLAUSURA

Facundo Pellistri y su desparpajo guiaron a un sólido Peñarol

El juvenil fue pieza clave en un equipo que sigue creciendo y que tras vencer a Cerro 3-1 sumó su cuarto triunfo consecutivo en el Torneo Clausura.

Facundo Pellistri. Foto: Gerardo Pérez.
Facundo Pellistri celebra su primer gol con la camiseta de Peñarol en Primera División al convertir en el triunfo 3-1 ante Cerro en el Tróccoli. Foto: Gerardo Pérez.

Van 88 minutos de partido en el Estadio Luis Tróccoli y Facundo Pellistri sigue corriendo con pelota dominada. Peñarol gana 3-1 y el juvenil es el gran responsable del resultado, pero va por más.

Los zagueros de Cerro no pueden con él. Algunos apelan a la falta, otros simplemente a mirarle el número y lamentarse seguramente con un “¡que bien juega este pibe!”.

El partido no da para mucho más, pero el juvenil de 17 años la sigue pidiendo, la sigue corriendo y busca compañía en el ataque de un Peñarol que le ganó 3-1 a Cerro como visitante, que sumó su cuarto triunfo consecutivo y que por primera vez en la temporada le puso presión a Nacional porque anoche ya durmió como líder de la Tabla Anual y ahora espera por el resultado de los tricolores que hoy enfrentarán a Fénix.

No era un partido más para el aurinegro porque lo anterior bastaba para que el plantel saliera más que motivado en busca de la victoria.

Facundo Pellistri. Foto: Gerardo Pérez.
La alegría de Facundo Pellistri tras anotar ayer en el Tróccoli ante Cerro. Foto: Gerardo Pérez.

Y ya desde el inicio del encuentro, Peñarol continuó mostrando el estilo que había perdido en varios pasajes del Torneo Clausura y también en el Intermedio, ese que lo llevó a ganar el Apertura.

Un equipo sólido, con protagonismo, con manejo de la pelota, toque corto y desbordes por las bandas para abastecer a un Xisco que ya se metió en el corazón de la hinchada carbonera.

El español abrió el camino de la victoria a los 22’ tras una pelota quieta y aumentó a los 59’ luego de un magistral pase de Walter Gargano, otra de las grandes figuras que ayer tuvo el carbonero y que después de haber salido lesionado el sábado frente a Plaza Colonia estaba en duda para visitar ayer a Cerro.

El “Mota” la rompió. Tuvo un gran despliegue en la mitad de la cancha y siempre buscó una opción de pase.

Además, fue un entrenador dentro de la cancha. Desde el inicio del encuentro le dio indicaciones a sus compañeros tratando de mejorar el rendimiento del equipo. Primero lo hizo con Agustín Canobbio, luego con Giovanni González y también con Pellistri, que con el paso de los minutos se fue volviendo cada vez más importante en un Peñarol que dominó por completo a un Cerro falto de peso ofensivo y con serios problemas para frenar el ataque mirasol.

El juvenil le puso el broche de oro a su magistral tarde en la Villa del Cerro con un golazo para hacer su debut en las redes en Primera División a los 79’, y a pesar de que Nahuel Roldán respondió con otro muy lindo tanto, el 3-1 llevó al aurinegro a su cuarta victoria al hilo en el Clausura.

Pellistri y su desparpajo guiaron a un Peñarol que cada día está más sólido, que gana y que crece en un momento clave de la temporada.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)