OVACIÓN EN BRASIL

¿Quién es "Dibu" Martínez? La historia del héroe argentino que desafió a los colombianos

Arsenal lo compró con edad de juvenil en 2009, pero recién explotó 11 años después. Aston Villa pagó por él 21,5 millones de euros y lo transformó en el arquero argentino más caro de la historia.

Emiliano Martínez. Foto: Nicolás Pereyra.
Emiliano Martínez. Foto: Nicolás Pereyra.

Se llama Emiliano Martínez, pero todos lo conocen como "Dibu". Tierno apodo para un gigante de 1.93 metros y 88 kilos. Nació hace 28 años en Mar del Plata, pero desde hace 12 que está radicado en el Viejo Continente.

En setiembre del año pasado, su nombre pasó a ocupar gran parte de los periodísticos deportivos de la vecina orilla luego de que el Aston Villa depositara 21,5 millones de euros por su pase. Así se tranformó en el arquero argentino más caro de todos los tiempos.

El "Dibu" hizo las inferiores en un gigante de Argentina: Independiente de Avellaneda, pero nunca debutó en Primera. En 2009, luego de verlo en un Sudamericano sub 17, Arsenal de Inglaterra compró su pase y lo sumó a sus Divisiones Formativas.

Hasta la temporada 2019/2020, donde recién explotó en los Gunners, tan solo jugó 14 partidos en Primera División. Entre medio fue cedido al Oxford United, Sheffield Wednesday, Rotherham United, Wolverhampton Wanderers, Getafe y Reading.

Once años después de su llegada, recién tomó la posta bajo los tres palos del Arsenal por la lesión de Leno. Fue figura, determinante para ganar la FA Cup y la Community Shield y, ante la inminente recuperación de su compañero, decidió escuchar ofertas para conseguir continuidad y llegar a su objetivo: la selección argentina.

Y lo consiguió. Lionel Scaloni lo citó para la doble fecha previa al inicio de la Copa América y lo puso de titular porque Franco Armani era baja por COVID-19. Debutó en el empate 1-1 contra Chile y respondió satisfactoriamente. Ya en el certamen continental siguió en la titularidad, salvo en el partido con Bolivia donde Scaloni alternó varios nombres para dar descanso, y ayer tuvo su partido consagratorio. Atajó tres penales, desafió a los colombianos y puso en la final a una selección albiceleste que no festeja un título en mayores desde hace justamente 28 años.

"Es algo muy lindo, no solo en lo personal. Dejar mi casa mucho tiempo, era para un momento como este. La verdad no tengo palabras, obviamente venimos hace 40 días encerrados, fuimos la única Selección que no pudo ver a nadie. Estábamos en una burbuja realmente solos, con el cuerpo técnico, el staff, los que limpian, cocineros y dirigentes. Es un trabajo en conjunto de 70 personas que venimos por un sueño. Lo dijimos, queremos jugar la final, y qué mejor que jugar con Brasil en su cancha", dijo, aún emocionado, tras la clasificación.

En medio del vertiginoso furor por el "Dibu", su hermano Alejandro destacó en diálogo con TyC Sports por qué el arquero estaba tan emocionado tras el encuentro. "Pocos lo saben, pero Emi fue papá hace cuatro días", señaló. Por las restricciones sanitarias, todavía no la pudo conocer.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados