JUVENILES

Agustín Álvarez y Facundo Pellistri se criaron en Peñarol y hoy disfrutan en Primera 

El delantero y el atacante llegaron muy chicos al club, hicieron el camino en formativas y son parte activa en el plantel principal carbonero. 

El abrazo entre Agustín Álvarez Martínez y Facundo Pellistri en Colonia. Foto: Fernando Ponzetto.
El abrazo entre Agustín Álvarez Martínez y Facundo Pellistri en Colonia. Foto: Fernando Ponzetto.

Agustín Álvarez Martínez tiene 19 años y el sábado tuvo su debut goleador en el primer equipo de Peñarol, club al que llegó desde muy chico en busca de cumplir el gran sueño de jugar en Primera División.

El sueño se hizo realidad y todo pasó en muy poco tiempo. El “Canario” ingresó a los 25’ del partido frente al Montevideo City Torque en el Estadio Campeón del Siglo y a los pocos días tuvo su debut como titular en Copa Libertadores contra Colo Colo.

El sábado en Colonia, Mario Saralegui apostó a la juventud en el ataque y los gurises le pusieron frescura a una ofensiva que tuvo la efectividad que el carbonero buscaba desde el inicio de temporada.

Agustín Álvarez Martínez celebra su primer gol en Peñarol ante Plaza. Foto: Fernando Ponzetto.
Agustín Álvarez Martínez celebra su primer gol en Peñarol ante Plaza. Foto: Fernando Ponzetto.

El “Canario” abrió el marcador a los 20’ tras una gran asistencia de David Terans, gritó ese gol con alma y vida, se besó el escudo y se abrazó con todos sus compañeros tras poner el 1-0 frente a Plaza Colonia en el Parque Juan Prandi.

Pero enseguida hubo un abrazo que quedó marcado a fuego para el juvenil de 19 años: el que se dio con su amigo Facundo Pellistri.

Los dos llegaron muy chicos a Peñarol, empezaron a recorrer el camino de las formativas y empezaron a soñar con algún día estar donde están hoy y por qué no, algo más.

Pero principios tienen las cosas y luego de que ambos llegaran al plantel principal, se trazaron el objetivo de tener minutos. Pellistri es una de las joyas del equipo y su salida al exterior no se demora a pesar de su corta edad —tiene 18—, mientras que el “Canario” solamente tiene tres presencias y un gol, pero mucha hambre de gloria y el sábado lo dejó demostrado haciendo un gran partido en Colonia.

Dos jugadores jóvenes que llegaron como niños a Peñarol hoy disfrutan de su amistad y también de la alegría de jugar tirar paredes en Primera.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados