en el disco

Ramírez: una pasión oriental

Luego de concluido un nuevo Mitin, con excelente repercusión nacional e internacional, el burrero, el amante de las carreras de caballos, los profesionales, los apasionados al Turf y a su entorno deben sentirse orgullosos de, punto uno, cómo fue la fiesta de Reyes y de cómo nos ven los visitantes desde afuera.

HÉCTOR GARCÍA

Nuestros colegas del Río de la Plata y también de Europa llegan y quedan siempre sorprendidos por la pasión burrera oriental; por cómo el uruguayo vive su gran fiesta del Ramírez.

Creo —gracias a los medios de comunicación— que son pocos los nacidos en este país que no saben quién ganó la carrera emblema del turf apenas concluida.

Este pasado 6 de enero Fletcher fue el gran protagonista de la noche luego de la llegada en la mañana temprano de Gaspar, Melchor y Baltasar. ¿Quién no oyó hablar del alazán a las 9 de la noche si el Uruguay periodístico deportivo hacía foco en el gran ganador de la edición 118 del Ramírez? ¿Quién al mediodía y hasta la tarde no sabía o preguntaba por el favorito de la prueba?.

Argentinos, brasileños, ingleses no acreditan cómo los uruguayos viven con enorme pasión la gran carrera que se corre desde 1889 y seguirá tan campante en el futuro siendo un evento social, cultural, deportivo, uniendo a todo un pueblo en un centenario escenario sin distingos de ninguna índole. Es nuestro Ramírez, el que vivimos cada 6 de enero en Maroñas. Es pasión burrera oriental. Que no cambie nunca.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)