TURF

Municipal y Shaw se llevan todas las miradas

Nopaya Naa se adjudicó el Pons. Nocello ganó por distanciamiento.

Maroñas espera por el Ramírez. Foto: Captura video El País
Maroñas

Con ocho carreras comunes y dos estelares, Maroñas entrega una buena jornada que abre con el clásico José Shaw, Listado sobre 1000 metros. El destaque va por las dos número uno: la favorita Rainha Pioneira y su compañero de techo New Orleans, que en el último enfrentamiento dejaron abiertas las chances para que la Trinniberg se tome revancha. Pero a quien debe vencer es a Rainha Pioneira, que viene de obtener siete victorias al hilo incluido en Gran Premio Maroñas URU G2 del pasado 17 de enero, en donde su enemiga virtual llegó a seis largos y cuarto. La enemiga en los papeles es la fantástica Sub Princess que, de hacer memoria, ojo con ella. Mi Carabela es la sorpresa.
En los 2400 del Municipal el voto recae en Keep Down, tercero en Ramírez y General Artigas, y sin los dos que lo antecedieron en ambas pruebas estelares, se convierte en el candidato de la carrera. Se mueve adelante y tendrá compañeros de ruta. Si la carrera es movida hay varios que se pueden hacer notar en la definición. El Curato es uno de ellos, ya que en todas corre bien; Pex y Garmisch son más que sorpresas.

Toda una Leona. La Trinniberg
Con una muy buena demostración, la potranca Nopaya Naa ganó de forma cómoda el clásico Eduardo Pons, prueba que abrió la jornada de Maroñas en la tarde sabatina. La pupila de Sergio Dorneles saltó de gateras para hacer valer sus velocidades de abajo, emulando a su madre Toda una Leona, una eximia velocista local y ganadora estelar en prueba de corto recorrido.
Nacida y criada en el Cuatro Piedras, la defensora de las sedas Martín y Miguel llegó con seis cuerpos y medio de ventaja por sobre Warm Punch, que la había vencido en su debut.
Demostrando que se trata de una pieza de valía, la descendiente de Trinniberg movió la carrera estelar en parciales severos: 22”88 y 46”01. Cuando sus rivales la fueron a buscar en los 300, Fernando Olivera le pidió el resto a la suya para llevarse el primer clásico de su campaña y segundo triunfo en Maroñas. Fue tercera Negra Noche y cuarta Leoparda Lina.

Vargas. El de Minetto llegó segundo de Nardone y hubo amarilla
Luego de que los cinco competidores cruzaron el disco, Everton Rodrigues se comunicó con el palafrenero y entabló reclamo de su conducido Nocello en contra de Nardone, por molestias en la misma largada. Los comisarios actuantes tomaron la determinación de bajar al hijo de Trinniberg al segundo puesto y colocar al tope del semáforo a Nocello.
En el espejo, Nardone llegó con un cuarto de cuerpo de ventaja sobre Nocello estampando 1’10”73 para recorrer las 12 cuadras.
La largada fue, quizás, algo extremadamente sustancial para el resultado de la prueba, Nocello no largó presto, Nardone movió, se fue hacia adentro y ello fue la causa del distanciamiento de la carrera.
Mientras tanto Eskeen fue el que saltó rápido de gateras para tomar ventajas sobre Nardone, a las grupas quedaba Mr. Siastic, quedando en retaguardia Don Bicho y Nocello.
Los punteros movían. A la entrada a la recta Eskeen, Nardone y Mr. Siastic entraron juntos; por fuera se deja ver Nocello.
Cuando el del Paso Tronar domina a su compañeros de ruta, hace aparición Nocello, que descuenta para entrar a 1/4 de cuerpo. Fue tercero Mr. Siastic, delante de Eskeen. En la próxima, el de Santesteban pedirá revancha.



Reportar error
Enviado
Error
Reportar error