Un mitin diferente

Algo me falta

Maroñas y el Ramírez de la pandemia 2021

Maroñas vacío
Las tribunas vacías son simbolo de la realidad actual.

HÉCTOR García n

Hace tres meses, con menor cantidad de casos, con una actividad creciente, sin positivos, con carreras al aire libre y con un comportamiento de los presentes a las reuniones en Maroñas y Las Piedras que merecía también el semáforo verde, hacía pensar que la gran jornada de Reyes, con protocolo mediante, permitiría a unas 3500 personas en el hipódromo para disfrutar un nuevo 6 de enero, en pandemia, con restricciones pero con público en ambas tribunas.

Los tiempos cambiaron, los números de casos fueron en ascenso y las aspiraciones en descenso. De aquellos 3500 se pasaba a 2000, a 1000, se habló hasta última hora de que un propietario de cada uno de los participantes de los cuatro clásicos del Mitin podrían estar presentes para palpar, disfrutar, emocionarse y ver en vivo y en directo cada uno de las estelares de Reyes.

Hoy la realidad es otra. Se corren 16 carreras desde las 13:20 con presencia de prensa especializada y general que le llevarán a la grey burrera y al público en general todo lo que acontezca en las ocho horas que tendremos de reunión en el escenario hípico más importante del país.

Hemos desarrollado esta historia en más de una ocasión desde el 14 de marzo a la fecha. El propietario del sangre pura de carrera es motor de la actividad, palabras usadas por Gustavo Anselmi de la Dirección General de Casinos en la Conferencia de Prensa del pasado miércoles en el Palco Oficial de Maroñas.

Y ellos no podrán disfrutar de la máxima fiesta del turf, no por un capricho, no por una disposición arbitraria, sino por un protocolo sanitario hípico que permite la realización de las reuniones sin público en las tribunas.

Cada 6 de enero Maroñas es una fiesta. La invasión del gran público a las instalaciones del barrio Ituzaingó es algo que se va a extrañar este 17 de enero; más aún a los dueños de los ganadores de cada una de las pruebas que se disputen desde las 13:20.

Las manos de los propietarios no bajaron a la hora de los remates de la nueva generación nacida en 2018 en cada una de las subastas de marzo a diciembre; los haras siguieron invirtiendo en sangres nuevas, llevando yeguas a los haras de Argentina y Brasil y demás acciones.

La actividad no se detuvo, la cancha siempre tuvo a los profesionales trabajando y es por ello que desde el jueves pasado tenemos actividad en Las Piedras y Maroñas. Tan es así, que la oficina de Carreras se vio desbordada de anotaciones el pasado lunes.

Un 6 de enero (perdón, un 17 de enero) atípico, con el Ramírez de la pandemia, con los 2400 metros más famosos del turf uruguayo que desde 1889 ve cómo los pingos van en busca de la herradura de rosas, de la inmortalidad, de la gloria eterna.

Cada uno lo vivirá a su manera, pero estés donde estés, es nuestro Ramírez. Disfrutalo.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados