TURF

Golden Princess, con el sello Sir Fever

Hermana Texas Fever y Sirina produjeron a otra cría ganadora.

El eterno femenino de una imaginativa pintora
Sir Fever. El triunfo de su hermana avivó su recuerdo.

En la novena carrera se enfrentaban potrancas de la nueva generación.

En un lote conformado por seis debutantes y siete perdedoras llamaba la atención el debut de la hermana entera del crack Sir Fever. Además, debutaba con los colores del stud que hace honor al campeón y que es propiedad de Federico Píriz y Paola Rosas.

Justamente el “Pelado” fue el encargado de apilarse sobre la nacida en 2014 y el piloto fue clave para lograr un triunfo que a falta de solo 300 metros parecía imposible.

Es que otra debutante, Oprah, había venido en el fuego de la carrera peleando ante La Andaluza y promediando la recta la había despedido con facilidad.

La del Guerrillero se hacía gritar en el Palco Oficial y se daba por descontado su triunfo. Pero por los palos y desde la sexta posición surgió la figura de Golden Princess; la zaina comenzó a descontar, esquivó rivales, alcanzó a falta de 70 metros y desde allí hasta el disco sacó dos cuerpos de ventaja en un remate impresionante.

La tercera, Queendyna, llegó a ocho cuerpos y cuarto, lo que valora aun más la victoria.

Es injusto compararla con su hermano y es imposible establecer hasta dónde puede llegar esta potranca, pero lo que es seguro es que tiene el mismo tipo de corazón: nació para ganar. Sir Fever dejó una marca para toda la vida en todos sus allegados, quienes ahora con Golden Princess renuevan la ilusión.

Hoy comenzó el segundo capitulo de esta gran historia.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados