ENTREVISTA

Falero todavía no se despidió de Maroñas

“La última carrera será en una de las más importantes reuniones del año”, anunció el jockey uruguayo.

Pablo Falero
Pablo Falero.

Para Pablo Falero ya no habrá más Ramírez, pero volverá durante este año a Maroñas para despedirse corriendo sobre un caballo. “Javier Cha (director de Casinos) habló conmigo para que la última carrera que corra en Maroñas sea en una de las más importantes reuniones del año. Ya me tiró un par de fechas, pero aún no elegí”, reveló el gran jockey uruguayo en conversación con Ovación.

Era uno de los puntos de atracción del pasado domingo, en el tradicional mitin del 6 de enero, porque tendría varias montas, pero principalmente porque disputaría su último Ramírez. Sin embargo, la salud le jugó una mala pasada y no pudo hacerlo.

Falero tuvo el pasado fin de semana días y horas cargados de emociones: conferencia de prensa el viernes, visita al haras Cuatro Piedras y cena homenaje con canción incluida en Villa Yerua el sábado y un domingo que debía ser para el recuerdo y terminó con la preocupación por su salud al desmayarse y caer por las escaleras antes del Ramírez, lo que le impidió correrlo.

¿Qué pasó? “Ya estoy en Buenos Aires. Seguimos de descanso y recuperándonos, pero estamos muy bien por suerte”, dijo a Ovación desde Argentina. “Recordando lo que pasó, creo que fue por muchas cosas. El fin de semana lo empecé a disfrutar desde otro lado y creo que ello fue factor de lo que pasó. Tuve muchas emociones juntas, pero abajo del caballo. Pasé por días antes (viernes y sábado) de emoción en emoción y quizás el corazón no aguanta tanto”, apuntó.

Este 2019 va a ser muy especial. “Estamos en los últimos 200 metros de la carrera de jockey. El domingo gané en una cancha que nunca había ganado y todo lo valoro muchísimo. Estoy feliz de lo que viví ese día (6 de enero); una lástima que el final fue así. No importaba el resultado del Ramírez, pero quería que fuese el último y no pudo ser, pero pude recibir mucho de lo que sembré en mi carrera”.

Recordando la caída y su estado actual acotó: “El ojo está casi normal, me llevé tres puntos arriba del párpado y muchos debajo de la ceja que no se pueden contar (risas), pero el lunes ya vuelvo a montar algún caballo, despacio en la mañana y quizás el fin de semana, corra alguna carrera aunque mi señora pide a gritos que el año pase rápido. Luego de las vacaciones estudiaré cuándo será el día que me baje. Dije agosto, pero no creo que llegue a tanto. Estoy viendo mucho de abajo del caballo y pretendo hacer todo en el momento justo”.

El futuro. Ya pensando en lo que se viene, “creo que ya está todo pronto para viajar a correr el Longines G. P. Latinoamericano G1 en el Hípico de Santiago con el caballo argentino (Sixties Song), que creo ya fue nominado. A partir del lunes (mañana) tendré un panorama más claro. Antes iré a correr el Derby en Valparaíso”.

Se retira un grande. La fecha para la última de Maroñas está en suspenso, pero será en una reunión importante de nuestro calendario hípico, como el gran Falero se merece.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)