Turf

Cambió la luz al fin del camino

Se suspendió la actividad hípica ante la sorpresa y confusión en la actividad

Distanciamiento
Cumplimiento. Los profesionales cumpliendo el protocolo, separación y tapabocas.

El presidente de la República Luis Lacalle Pou anunció la suspensión de todos los espectáculos públicos, en conferencia brindada en la víspera.

Dado que la actividad hípica había vuelto con su propio protocolo el 16 de mayo y antes que otros espectáculos, se entendía que el turf seguíría su curso, sin positivos en nueve meses, con una actividad al aire libre, con distancia social respetada, con uso de tapabocas, sin público en las tribunas y una industria que nuclea a miles de uruguayos.

Dos fines de semana sin actividad, sin carreras, acarrean que cuidadores, jockeys, peones, capataces y veterinarios no perciban sus comisiones. En cada reunión, con clásico incluido, la suma de comisiones asciende en promedio a los 600 mil pesos a repartir entre los actores hípicos, producto del 28% (aproximado) que tiene de quita el premio hípico en cada carrera.

Hoy, con la actividad paralizada por espacio de tres semanas, con la jornada del 6 de enero incluida, deja al turf y a su gente con las manos vacías, en Maroñas, Las Piedras e hipódromos del sistema integrado nacional del turf con comisiones que se pierden ya que las carreras no se van a correr. Hablamos aquí de cuatro reuniones en Maroñas, tres en las Piedras y una en el SINT.

Producto de esa pérdida, los cuatro clásicos del Mitin de Reyes serán reprogramados para el domingo 17 de enero. No sería la primera vez que un Ramírez no se corra en su tradicional fecha del 6 de enero.

En 1984, por intensas lluvias se corrió el día 8 de enero, ganó Strong Kid. Y hay otros casos en 1954,1958.

El turf, la actividad paga los platos rotos, aunque no tenga contagios, no tenga positivos, cumpliendo a rajatabla los protocolos, sin los propietarios asistiendo a ver a sus pingos en el día de la carrera cuando los jockeys lucen la de seda.

Cumplimos, contaremos por minuto, por segundo del 21 de diciembre al 10 de enero para el regreso de las carreras. Todos necesitamos de la actividad. Por el regreso, que sea cuanto antes.

La Asociación de Propietarios de sangre pura de carreras envió una carta donde detalla varios puntos y discrepa con la acción tomada. Por citar algún párrafo, dice: “En lugar de premiar a la familia del turf, se la castiga con el cierre de sus ingresos a todos sus trabajadores. Realmente se nos hace muy difícil de entender y más aún, de aceptar esta injusta medida”.

Agregan: “El turf como actividad nunca se detuvo. Fueron clausuradas por 2 meses las carreras en los hipódromos. Fue el turf, seguramente, la actividad que reabrió primero, sin público hasta el día de hoy, motivo por el cual agradecemos a las autoridades y a todos aquellos que nos ayudaron a hacerlo posible”.

Al cierre enfatizan: “Sí creemos que nos corresponde seguir concientizando a toda la sociedad, de la nobleza e importancia del turf y sus miles de trabajadores, tarea para las cuales también hemos sido electos. Queremos creer que se trata de un error y que se pueda solucionar inmediatamente esta injusticia, reviendo la medida. La inmensa masa de quienes viven de esta actividad no merece esta decisión”.

Todas las fuerzas vivas de la actividad han demostrado sorpresa por la decisión. El cero contagio, el cumplimiento del protocolo, la distancia social, la presencia del comité de seguimiento que cumplió al pie de la letra su cometido conjuntamente con personal de Maroñas, hacían pensar que la actividad no paraba pero desde el 21 parará. Volveremos.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error