FLUSHING MEADOWS

Como en 2018 Naomi Osaka volvió a levantar la copa del US Open

Con una espectacular remontada, la joven tenista japonesa Naomi Osaka derrotó a la bielorrusa Victoria Azarenka en la final del US Open y alzó la copa por segunda vez en Flushing Meadows, donde también ha emergido como una nueva voz del deporte contra el racismo.

Osaka, número 9 de la WTA, batió a Azarenka (27) por 1-6, 6-3 y 6-3 en una hora y 53 minutos de juego. A sus 22 años, Osaka suma su segundo US Open tras el de 2018 y la tercera corona de Grand Slam de su carrera, mientras que Azarenka no pudo completar su inesperado renacimiento deportivo en la primera gran final que disputaba desde 2013.

Naomi Osaka
Naomi Osaka y el beso al trofeo, el segundo del US Open para sus vitrinas. Foto: Reuters

"No quiero jugar contra ti en más finales. Realmente no lo disfruté. Fue un partido muy duro para mí", reconoció sin tapujos Osaka en la ceremonia de premiación. "También ha sido muy inspirador porque te veía jugar aquí cuando era más joven y tener la oportunidad de jugar contra ti ha sido genial", añadió.

Infalible por ahora en las grandes finales, Osaka volvía a salir ganadora de la pista Arthur Ashe, el mismo escenario donde irrumpió por sorpresa en la élite del tenis con su inesperada victoria ante Serena Williams en 2018.

Ahora es una tenista campeona de tres Grand Slams (también ganó el Abierto de Australia 2019) y la deportista mujer mejor pagada del mundo, con la confianza para implicarse de lleno las actuales reivindicaciones del deporte por la igualdad racial.

Infografía de Naomi Osaka
Datos de Naomi Osaka. AFP

Una semana antes de comenzar el US Open, esta jugadora de padre haitiano y madre japonesa se había negado a jugar las semifinales del torneo de Cincinnati, sumándose al boicot de jugadores de la NBA por el ataque policial al afroestadounidense Jacob Blake. Al Abierto llegó con siete mascarillas con nombres de víctimas de la violencia y cumplió su promesa de usarlas todas en su camino a la final.

"Siento que lo importante es conseguir que la gente comience a hablar", afirmó en el escenario. "Compartir estas historias y escuchar las experiencias de la gente es muy valioso".

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error