TENIS

Melbourne descabezado

El Abierto de Australia perdió a los dos líderes de las clasificaciones el mismo día: Murray y Kerber.

El eterno femenino de una imaginativa pintora
Adiós. Andy Murray, número uno del mundo, se despidió ayer del Abierto de Australia. Foto: Reuters

Mal día de domingo del medio del Abierto de Australia para ser uno del mundo. En una misma jornada el primer torneo de Grand Slam de la temporada se quedó descabezado.

Ni Andy Murray ni Angelique Kerber llegaron al primer día hábil de la segunda semana y las consecuencias para la alemana son mayores que para el escocés.

Si Serena Williams gana los cuatro partidos que le quedan y se queda con la copa (sería su séptima en Melbourne y la 23 de los grandes, superando la marca de Steffi Graf) volverá a ser la uno del mundo.

Menudo premio para la jugadora que desde que fue eliminada en el US Open 2016 no pisaba una cancha del circuito profesional.

Para el escocés la historia es diferente, ya que Novak Djokovic, su más cercano perseguidor y defensor del título, se fue del torneo antes que él y por tanto al caer ante Micha Zverev deja vacante la posibilidad de ampliar la ventaja, pero no corre peligro su sitial de privilegio.

Lo cierto es que Micha Zverev dejó al torneo sin el uno del mundo y desde Roland Garros 2004 que las dos primeras raquetas no quedaban fuera de un torneo de Grand Slam antes de cuartos de final.

El hermano mayor de Alexander derrotó 7-5, 5-7, 6-2, 6-4 a Murray a puro saque y red y luego confesó que “no tenía plan B. Mi idea era ir por todas”. Esta fue la eliminación más temprana del líder del circuito en el Abierto de Australia desde la derrota en esta misma ronda de Lleyton Hewitt en 2003.

Zverev confesó que no sabía cómo lo había logrado. “Estaba en trance. No sé cómo lo hice. Hubo muchos puntos que no sé cómo los gané”. Ahora le toca medirse a otro enorme tenista: se le viene Roger Federer, quien venció 6-7 (4), 6-4, 6-1, 4-6 y 6-3 a Kei Nishikori.

El suizo, a sus 35 años, se metió en cuartos de final tras lograr su triunfo 200 ante rivales top 10, una marca histórica. Además, suma 84 triunfos en este torneo, los mismos que en Wimbledon, igualando la marca histórica de Jimmy Connors, que ya empataba en el torneo inglés.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)

º