TENIS

De la mano de Bencic, Suiza dio un giro hacia las damas

La tenista rompió los pronósticos y ganó el título en Toronto.

El eterno femenino de una imaginativa pintora
Bencic

En tanto Roger Federer regresa a la actividad para buscar su séptimo título en el Masters 1000 de Cincinatti, y Staniaslas Wawrinka queda atrapado en medio de las polémicas por su lío con Nick Kyrgios y su noviazgo con Donna Vekic, el tenis de Suiza empieza a dejar de mirar de reojo a Belinda Bencic como una promesa, para verla madurar con rapidez.

A sus 18 años, la tenista nacida en Flawii, cantón de San Galo pero de origen familiar Eslovaco, se dio el gusto de vencer a la uno y la dos del torneo (uno y tres del ranking mundial), en un camino a su primera copa de la serie Premier de la WTA sin ser preclasificada (los torneos más grandes del circuito femenino).

Esto no acontecía desde que Justin Henin le ganó a Davenport y Dementieva en Charleston 2005.

Además, Bencic se convertirá en top 15 desde hoy, ya que se impuso a dos ex uno del mundo (Wozniacki e Ivanovic), y a dos finalistas de Wimbledon (Lisicki en 2009 y Bouchard en 2014).

La suiza fue uno del mundo junior en 2013, pero ya en esta temporada suma Toronto a Eastbourne, además de haber llegado a la final de Hertogenbosch.

El año pasado perdió su primera definición en Tianjin. Su rival fue Simona Halep, ex dos del mundo y a quien derrotó 7-6 (5), 6-7 (4), 3-0 y retiro, ganó tres cetros este año, pero no pudo llegar a la docena al perder por primera vez una final este año.

Pese a que finalmente se retiró Halep, quien llegaba con apenas dos derrotas sobre cancha dura esta temporada, el brillo de lo conquistado por Bencic tal vez asome más porque en semis levantó su partido ante la uno del mundo, Serena Williams, quien sólo había perdido un encuentro en el año y traía racha de 20 victorias al hilo.

Hasta ese entonces, la estadounidense sólo registraba una derrota en un partido completo, sin retirarse, ante una adolescente, que ya no es tal, porque fue en el Masters de 2004 ante Maria Sharapova.

Buena escuela.

Bencic, quien también posee la nacionalidad eslovaca, pero ya debutó el año pasado defendiendo a Suiza, comenzó a los cuatro años a jugar tenis en la academia de Melanie Molitor, la madre de la uno del mundo en singles y aún hoy en dobles Martina Hingis, y se hizo alumna completa a sus siete años.

Luego entrenó también en Bradenton, Estados Unidos, en la academia de Nick Bolletieri, donde perfeccionó su juego.

Hace dos temporadas, cuando llegó a la cima junior, ganó Roland Garros y Wimbledon, y fue finalista del US Open. El año anterior ya había jugado las definiciones juveniles de Wimbledon y el US Open.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)