ABIERTO DE AUSTRALIA

Kvitova, de ser acuchillada por un ladrón a la semifinal en Melbourne

Después de cinco años fuera de las competencias importantes, la checa se metió entre las cuatro mejores del primer Grand Slam del año.

Petra Kvitova en el Abierto de Australia
Foto: AFP

Hace poco más de dos años, Petra Kvitova sufrió un robo en su casa. El ladrón había entrado a robar con un cuchillo en la mano y, en el forcejeo, la tenista salió herida. Los cortes que sufrió en su mano izquierda fueron graves y requirió una operación de tres horas para reconstruir los tejidos. Más allá del traumático episodio, e impulsada por su fuerza de voluntad, la checa decidió continuar con su carrera que fue en ascenso a partir de ese mal momento. Kvitova ayer se metió en las semifinales del Abierto de Australia luego de eliminar a la australiana Ashleigh Barty por 6-1 y 6-4.

Kvitova, que tiene 28 años, ocupa el 6° puesto en el ranking mundial. Después de cinco años fuera de las competencias importantes más la recuperación por las cortaduras de su mano, que le tomó cerca de seis meses, jugará la primera semifinal de un torneo Grand Slam. En esa instancia se enfrentará por primera vez a la estadounidense Danielle Collins que superó a la rusa Anastasia Pavlyuchenkova por 2-6, 7-5 y 6-1. Collins, a diferencia del resto de las competidoras es la que menos experiencia tiene en este torneo. A sus 25 años, y siendo la trigésimo quinta del ranking WTA, aunque ascenderá como mínimo al puesto 23.

Petra Kvitova en el Abierto de Australia
Foto: AFP

Al finalizar el partido, la doble ganadora de Wimbledon se mostró emocionada de lo que le estaba pasando: "Realmente, no imaginaba volver a este gran estadio y jugar con las mejores. Es muy grande", dijo entre lágrimas sobre su regreso al circuito que la alejó en diciembre de 2016 tras el incidente. "Fue una mezcla de emociones de todo lo que me ha pasado, hay veces que se me olvida y no soy consciente", comentó.

Petra Kvitova en el Abierto de Australia
Foto: Reuters

Y agregó: "Cuando Jim (Courier) me preguntó por esto no fue nada fácil para mí, pero estoy en una semifinal de Grand Slam después de todo. Siempre quise volver y jugar al máximo nivel, competir con las mejores, jugar los Grand Slams, avanzar hasta las rondas importantes, justo lo que está sucediendo. El momento me ha costado algunas lágrimas, pero han sido lágrimas de felicidad", reflejó con una sonrisa, pare cerrar con una frase simbólica: "Para mí es como si estuviera en una segunda carrera, así que la tomo como mi primera semifinal de Grand Slam en esta segunda carrera".

La reciente ganadora del torneo de Sydney recuperó su mejor nivel a tal punto de meterse a otra semifinal de Grand Slam en la que sumó una racha de nueve victorias consecutivas. Con el triunfo de este martes iguala su mejor resultado en Melbourne, hace siete años. La checa también acumula dos títulos Wimbledon y no ha perdido un set desde el comienzo del Abierto de Australia.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)