TENIS

La ITF exige a Uruguay en la Copa Davis para prepararlo por si recibe a Alemania

La Asociación Uruguaya se prepara para recibir a un equipo europeo, por lo que debe cumplir en septiembre con las exigencias planteadas por la Federación Internacional de cara al partido contra República Dominicana.

Foto: Fernando Ponzetto
Sede. El Carrasco Lawn tendrá algunas modificaciones. Foto: Fernando Ponzetto

Uruguay está en camino para ingresar a la elite del tenis mundial. Recibirá a República Dominicana en el Carrasco Lawn Tennis en septiembre, pero para entonces ya tiene que tener cubiertas las exigencias de la Federación Internacional de Tenis (ITF) para poder recibir en la siguiente etapa a uno de los equipos europeos para el repechaje.

El torneo tuvo una reforma grande aprobada en septiembre de 2018, en la que la Federación se une con la empresa Kosmos de la que forma parte el futbolista español Gerard Piqué. De esta forma, si los celestes vencen a la selección centroamericana podrá enfrentar a uno de los que en este año compiten en el grupo principal de 18 equipos.

“Jugamos para que el ganador juegue en febrero por un lugar en la Zona Mundial. Si ganamos vamos a sorteo, nos puede tocar que venga Alemania con los (hermanos) Zverev, Bélgica con (David) Goffin o que nosotros tengamos que ir a jugar a cualquier parte del mundo, porque la localía también se sortea”, explicó el secretario de la Asociación Uruguaya de Tenis (AUT), Rubek Orlando. Pero, para estar cubierto, la ITF le exige a la AUT algunos puntos para simular con República Dominicana el nivel de organización que debe tener un partido de repechaje por el Grupo Mundial (que se juega todo en una sede fija desde la reforma, como sucede con otros deportes como fútbol, básquetbol o rugby).

¿Cuáles son esas exigencias? Un enviado de la ITF se presentó en mayo y marcó varios puntos en el área deportiva, la seguridad, el alojamiento, el transporte y el área médica. Todo para testear si Uruguay tiene el nivel para recibir un partido exigente de Grupo Mundial, por más que “los años anteriores han tenido informes espectaculares”, aseguró Orlando.

En materia deportiva, el Carrasco Lawn Tennis Club tendrá tableros electrónicos y medidores de velocidad en el saque de los jugadores. Además, habrá una sala exclusiva para el control antidoping: “Es un área especial, cerrada, con televisor, sillones, heladera y todo lo necesario”.

La delegación visitante deberá estar hospedada en un hotel “de cuatro o cinco estrellas, entre el piso dos y el siete. El oficial es el Cottage”, explicó Orlando, el cual también alojará al plantel uruguayo.

El transporte deberá incluir “camionetas con chofer al equipo visitante, al presidente de su delegación, al árbitro internacional -todavía no sabemos quién es- y a los enviados de la Federación Internacional de Tenis”, comentó.

En lo que hace más hincapié la organización de la Federación Internacional es en la seguridad. “Hay que vallar todo el club, creando una zona de exclusión. Se va a cerrar la calle que está por delante y la del costado”. Se deberá “aumentar el nivel de seguridad. Los vestuarios exclusivos lo hacemos siempre, pero deben tener seguridad” y que “los jugadores de Dominicana estén acompañados de guardias de seguridad todo el tiempo”.

Uruguay se prepara para recibir el mejor tenis.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)