COPA DAVIS

Cuevas tiene en vilo a todo el Uruguay

Se viene recuperando muy bien de una fractura en el pie y confía en poder estar frente a México.

Conferencia. Uruguay enfrentará a México entre sábado y domingo en el Carrasco Lawn.
Conferencia. Uruguay enfrentará a México entre sábado y domingo en el Carrasco Lawn.

Uruguay se apronta para recibir a México en la final del Grupo II Americano de Copa Davis en el Carrasco Lawn Tennis y hay una duda: Pablo Cuevas.

La principal raqueta uruguaya se viene recuperando muy bien de una fractura en el hueso escafoide del pie derecho y todo apunta a que podrá jugar por lo menos un partido de la serie ante los aztecas, pero todavía no hay nada confirmado.

“Hace una semana pisé la cancha por primera vez y no pensé que iba a ir tan bien en la recuperación. Fue mejor de lo esperado y ahora, a pocos días de la serie, me tengo fe para llegar bien”, dijo ayer el salteño en conferencia de prensa en el Carrasco Lawn Tennis, donde Uruguay enfrentará a México entre el sábado y el domingo buscando el ascenso al Grupo I.

En diálogo con Ovación, Cuevas manifestó que “todavía no puedo decir si voy a jugar uno, dos o tres partidos contra México porque faltan algunos días y, si bien la recuperación ha sido muy buena, no me quiero apurar porque no es fácil haber estado un mes parado y arrancar de nuevo a jugar en alto nivel”.

El salteño ya superó el mes de recuperación y según dijo, todo transcurrió bajo los parámetros planeado y hasta incluso mejor, pero hoy no está en condiciones de decir si podrá estar al 100% en esta serie que puede devolver a Uruguay al Grupo I Americano.

La Celeste, además de Cuevas, tendrá a su hermano Martín, Rodrigo Arus, Nicolás Xiviller y Francisco Llanes en el equipo, mientras que los sparrings vienen siendo Juan Martín Fumeaux, Ezequiel Passarino, Franco Roncadelli y Emiliano Troche.

El capitán Enrique Pérez Cassarino confía en poder hacer una buena serie ante un rival conocido y que tiene en el dobles el mayor riesgo a tener en cuenta por los celestes.

“La dupla de dobles es fuerte y vamos a ver cómo se dan los primeros cruces de individuales y también cómo está Pablo (Cuevas) para definir la planificación”, le contó “Bebe” a Ovación.

Por otra parte, el capitán celeste remarcó la importancia de sumar juveniles y destacó que “el proceso que venimos llevando a cabo hace unos años nos da esto: que los más chicos puedan compartir una semana con jugadores de experiencia como Pablo o Martín Cuevas”.

México ya está instalado en Montevideo y con el exjugador Leonardo Lavalle como capitán. El equipo está integrado por Lucas Gómez (673 el mundo), Gerardo López (737 de la ATP), Luis Patino (762), Santiago González y Miguel Ángel Reyes, estos dos últimos 45 y 57 en el ranking de dobles, respectivamente.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)

º