Selecciòn

La diferencia son los años y la altura

El debut celeste con Bolivia en las Eliminatorias tiene un parentesco con el de 2007 y es distinto al de 2011.

El eterno femenino de una imaginativa pintora
2015. Tabárez hizo un corte profundo; igual que en 2007. Foto: Nicolás Pereyra.

Uruguay está hoy a siete días del debut en las Eliminatorias, esta vez previas al Mundial de Rusia 2018; y de nuevo ese partido inicial es, al igual que en las dos últimas ediciones, donde Óscar Washington Tabárez fue el entrenador celeste, frente a Bolivia, aunque con una diferencia enorme: el arranque no será en el estadio Centenario, sino en el Hernando Siles de La Paz, a 3.600 metros de altura.

Más allá de ese matiz, que no es menor, este comienzo de ahora tiene cierta similitud con el que se registró el 13 de octubre de 2007 por las eliminatorias para el Mundial 2010, cuando Uruguay le ganó a Bolivia por 5 a 0: la renovación encarada por el técnico en la convocatoria de los jugadores.

En efecto, en esta ocasión Tabárez no tuvo en cuenta a nueve futbolistas del plantel que concurrió al Mundial pasado y citó a 11 que no integraron el plantel de Brasil 2014; algo que guarda ciertos puntos de contacto a lo que pasó cuando el maestro formó el grupo para el debut del 13 de octubre de 2007 frente a Bolivia: entonces, no llamó a 22 jugadores con los que Jorge Fossati había afrontado el Repechaje de noviembre de 2005 contra Australia, que dejó a Uruguay afuera del Mundial de Alemania, convocó a 12 nuevos, y repitió a tan sólo 6.

En aquella oportunidad, además, hubo un paso intermedio, que fue la Copa América de Venezuela 2007; y del plantel convocado por el maestro para esa ocasión, cuando llegó el momento del partido inicial ante Bolivia por las Eliminatorias ese mismo año, siete de sus futbolistas no estaban, y el entrenador hizo cuatro incorporaciones.

El recambio generacional que Tabárez operó en forma progresiva desde que en mayo de 2006 "la Celeste" disputó los dos primeros partidos bajo sus órdenes, hasta el debut con Bolivia en 2007 por las Eliminatorias, pasando por la Copa América de aquel año, fue profundo; mayor, aunque con algunas similitudes, al que ha llevado adelante después de la participación de Uruguay en el Mundial 2014: entre el plantel para dicha instancia a hoy, se abre una brecha marcada por 9 futbolistas que no han sido tenidos en cuenta ahora y la incorporación de once nuevos jugadores.

En esta oportunidad, además, hay otro parentesco entre lo ocurrido en 2007 y lo que sucede ahora: aunque por diferentes razones, con el partido ante Bolivia del próximo jueves en La Paz, otra vez como hace 8 años, cuando Uruguay intentaba salir a flote tras el naufragio de la eliminación del Mundial 2006, el técnico debe emprender una búsqueda. Antes, de un equipo renovado; ahora, fundamentalmente, de un poderío ofensivo que en la fecha inicial no tendrá el aporte de Suárez y Cavani, y que en las cuatro primeras añorará la falta del exuberante atacante del Barcelona que, no en balde, es uno de los tres delanteros más eficaces del mundo.

El vínculo entre aquel comienzo de las Eliminatorias ante Bolivia en 2007 y el de ahora, más allá de la diferencia que impone el debut a 3.650 metros de altura, se marca además por contraposición con lo ocurrido un poco más acá, ya pasado el Mundial de 2010, frente al partido con Bolivia que Uruguay ganó por 4 a 2 en el Centenario el 7 de octubre de 2011: en pleno auge de la generación celeste que fue al Mundial 2010, y Copa América de Argentina mediante, para la que Tabárez sólo cambió a dos jugadores, sólo cinco de sus integrantes no estuvieron para el debut en las Eliminatorias ante Bolivia el 7 de octubre de 2011.

BAJAS Y ALTAS DE LOS CELESTES.

Copa América 2007.

Del plantel que participó la Copa América de 2007 en Venezuela, para el partido contra Bolivia que se jugó el 13 de octubre de ese año en el estadio Centenario, Tabárez repitió la convocatoria de 15 jugadores: Carini, Lugano, Godín, Fucile, Pablo García, Cristian Rodríguez, Gargano, Castillo, Abreu, Diego Pérez, Maximiliano Pereira y Andrés Scotti.

Eliminatorias 2007.

Del plantel que fue a la Copa América 2007, no fueron citados para el debut en las Eliminatorias: Darío Rodríguez, Vargas, Recoba, Estoyanoff, Diogo, Valdez, Ignacio González y Fabián Canobbio.

Mundial 2010.

Para el partido del 7 de octubre de 2011 contra Bolivia, Tabárez citó a cinco futbolistas que no habían ido al Mundial 2010: Cristian Rodríguez, Coates, Álvaro González, Gastón Ramírez y Abel Hernández.

Eliminatorias 2011.

Del plantel que participó en el Mundial de Sudáfrica 2010, no fueron citados para el partido del 7 de octubre de 2011 con Bolivia por las Eliminatorias: Victorino, Lodeiro, Ignacio González, Álvaro Fernández y Sebastián Fernández.

Mundial 2014.

Para el partido que Uruguay disputará el próximo 8 de octubre ante Bolivia en La Paz por las Eliminatorias para el Mundial 2018, el entrenador celeste, convocó a once jugadores que no fueron tenidos en cuenta para la disputa del Mundial 2014: Martín Campaña, Gastón Silva, Mathías Corujo, Camino Mayada, Carlos Sánchez Giorgian De Arrascaeta, Nahitan Nández, Brian Lozanio, Diego Rolan, Jonathan Rodríguez y Michael Santos.

Eliminatorias 2015.

Para el próximo partido ante Bolivia, no han sido convocados del plantel del Mundial 2014: Rodrigo Muñoz, Lugano, Fucile, Gargano, Diego Pérez, Ramírez, Forlán,Suárez y Cavani.

Campaña: “Me sentí bien en la altura, nunca tuve problemas”

Martín Campaña se metió en la última convocatoria del maestro Tabárez. Es un hombre del proceso, que estuvo en las selecciones juveniles y también en el arco de la selección que participó en los Juegos Olímpicos de Londres 2012. “¿La verdad? Me enteré por ustedes, por los medios, por lo que se publicaba en las redes sociales. Fue una sorpresa, pero también una gran alegría. El ser parte de la selección es un orgullo para cualquier jugador”, dice con una sonrisa de oreja a oreja el hoy arquero de Defensor Sporting.

Sus actuaciones, tanto en el plano local como internacional, lo llevaron a la Celeste, y muchos le apuntan a su gran rendimiento en la altura, y no es un tema menor, más si se piensa en el debut de las Eliminatorias ante Bolivia en La Paz.

“Me sentí muy bien en la altura. Jugué tres partidos y la verdad que no me afectó para nada. No tuve problemas. Allá la pelota va mucho más rápido. En lo previo se practican más los centros y los saques de arco y no tanto lo físico, porque te cansa. Pero hay que tomarle el punto a la trayectoria y a la velocidad de la pelota, que no es la misma”, apunta el arquero violeta.

El estar en esta nómina lo tiene feliz. “Uno siempre trabaja para progresar, para evolucionar, pero sé que el buen momento no sólo se debe a lo personal, el trabajo del equipo y de mis compañeros es importante. Por más que uno ataje, si ellos no responden, y no juegan, de nada sirve”, agrega Campaña.

“Mi referente siempre fue Buffon, hoy lo es Neuer también. ¿Un pase? Sí, claro, me encantaría jugar en España, sé que en Inglaterra es más difícil porque tenés que medir, por lo menos 1,90 y yo estoy en 1,87. Ojalá algún día se pueda dar ir al exterior”.

Si no puede ver el video, haga click aquí.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)