SELECCIÓN

Derechos "Torcidos"

Alzamendi, Sosa y Aguilera sacan la cara por la generación del 87: “Hicimos todo para favorecer a la Mutual”.

El eterno femenino de una imaginativa pintora
Campeones. La imagen de la victoria. El interminable abrazo entre Alzamendi y Sosa. ¡Qué tiempos!

El tema de los derechos de imagen no es nuevo. Se generó en 1987. Los tiempos habían cambiado, y los futbolistas que jugaban en Europa, trajeron "esa novedad".

¿Qué hacemos? se preguntaron por aquel entonces jugadores como Ruben Sosa, ídolo del Inter de Milán, Antonio Alzamendi ídolo de River Plate argentino y el Logroñés, Nelson Gutiérrez, capitán y referente de River, Lazio y el Verona, entre otros. Pero también estaban los futbolistas del medio, con Eduardo Pereyra a la cabeza, un veterano de mil batallas en el arco de Peñarol y la selección uruguaya campeona de América de ese año, el Pelado Peña, Pablo Bengoechea, que brillaba en el Sevilla o el Pato Aguilera, que era figura en la Celeste, otro campeón de América (de 1983) y mundalista en 1986.

La Mutual era presidida por el Dr. Raúl Möller, y como vice estaba Edgardo Martirena. Los temas puntuales de los futbolistas (premios, presencias y también derechos de imagen) pasaron a ser tratados, pura y exclusivamente por la gremial, una cesión de los propios futbolistas del exterior, para que la Asamblea resolviera qué hacer al respecto.

Pasaron casi 20 años, y jamás se tocó el tema. "Desde el año 87 los futbolistas venían cediendo su imagen por asamblea y eso hace que el uso y costumbre hizo que fuera una norma. Cuando nos asesoramos legalmente entendimos que el derecho de imagen hay que documentarlo y nosotros no lo teníamos documentado. Venía de herencia", reconoció Fabián Pumar días atrás, secretario general de la Mutual. Y agregó: "Lo que teníamos cedido era hasta el 2019, pero ya comunicamos que no vamos a seguir cumpliendo con parte de ese contrato, que es de los futbolistas de la selección. Habrá un incumplimiento de parte nuestra en ese aspecto. Nos hacemos responsables de las consecuencias".

Tenfield, empresa involucrada en la explotación de los derechos de imagen aporta por tal rubro 300.000 dólares por año al gremio de futbolistas. Habrá que ver si hay o no, consecuencias legales, pero la Mutual ya dio su versión y respalda a los jugadores de la selección uruguaya, reconociendo su error.

¿Qué pasó de 1987 hasta hoy? "No sé lo que pasó ahora, yo te digo lo que hicimos y por lo que peleamos nosotros: que los derechos de imagen fuesen a la Mutual. Les cedimos esos derechos porque entendíamos que era lo que correspondía. La Mutual siempre tuvo problemas económicos, y lo que buscamos fue colaborar, ayudarla. Hoy creo que lo que es la Mutual se debe, en gran parte a eso. Peleamos por los derechos de los futbolistas, por los premios, que si mal no recuerdo, eran de 200 dólares y nosotros junto con Eduardo Pereyra y el Tano Gutiérrez pedimos premios acordes a la selección. Veníamos de un Mundial, ganamos la Copa América, y los gurises de acá ganaban dos mangos", recuerda el ex-goleador Antonio Alzamendi.

"Uhhh… yo recuerdo que había un lío atrás de otro… pero nosotros apoyábamos al gremio. La Mutual manejaba todo… y en aquella época, los dirigentes nos decían: Ustedes vienen dos días y se van, nosotros tenemos que lucharla todo el año. Y tenían razón. Veníamos, concentrábamos, jugábamos y al otro día nos tomábamos el buque. Yo estaba en el Inter, ganaba fortunas ¿derechos de imagen? ¡Si venía Moratti y me decía… tomá, esto es para vos! y yo ni preguntaba lo que era. La plata era para la Mutual, para los muchachos de acá. Me parece que esto es más para abogados que para jugadores… ¿Qué necesidad de armar problemas? ¿Está todo fenómeno y metemos este lío? Acá están metiendo la cuchara otros, me parece… yo lo que digo es que para nosotros lo más importante fue darle dinero a los jugadores de acá, apoyar al gremio… ¡la guita la hacíamos en Europa papaaaa...!", remarca el Principito Ruben Sosa, otro crack campeón de América.

"¿Sabés lo que jode? Que se habla de principios y derechos cuando todos sabemos que lo que hay detrás son negocios, es plata. Pero que lo digan. ¿Cuántos de estos jugadores llegaron a todo el mundo por (Paco) Casal? ¿Ehhh? ¿Cuántos? Hicieron plata, están cómodos, aseguraron el futuro de sus familias y de sus hijos… Y fue el propio Casal que empezó con los derechos de imagen. Todos sabemos que hay algo raro, que esto es por plata ", asegura el Pato Aguilera, precisamente ayer, cuando festejaba 33 años del gol que le dio a Uruguay la Copa América de 1983.

¿Son los culpables de haber cedido los derechos de imagen en 1987? "No cambió en 20 años, quiere decir que tan mal no lo hicimos", remarcan los tres.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)