RUSIA 2018

El cohete que plantaron en el medio de Samara y es el orgullo de la ciudad 

Es un Soyuz real y  mide 51 metros. La ciudad es la principal productora de insumos para la industria aeroespacial rusa. 

Foto: Gabriel Rodríguez
VEA EL VIDEO

El taxista que llevaba al equipo de Ovación hasta el hotel de la selección comenzó a señalar a su izquierda. Con un claro gesto de orgullo dijo varias cosas en ruso pero la más clara de todos fue “Gagarin”. Ahí fue cuando lo vimos: un enorme cohete Soyuz de 51 metros de altura en el medio de la ciudad. Samara es el mayor productor de insumos para la industria aeroespacial rusa. En esta ciudad está el Centro Espacial Progreso, donde se diseñó y construyó el motor de las naves Soyuz, usados para el lanzamiento de vuelos espaciales tripulados.

Los rusos inflan el pecho con su cohete. Fotos: Gabriel Rodríguez.
Los rusos inflan el pecho con su cohete. Fotos: Gabriel Rodríguez.

“La población esta muy orgullosa de lo que se produce aquí”, comentó a Ovación Elena Kuzina, directora del museo Samara Cósmica.

Al finalizar la Segunda Guerra Mundial, Estados Unidos y la Unión Soviética comenzaron una lucha para tratar de controlar todos los aspectos posibles. En los años 50 la disputa entre soviéticos y norteamericanos giró para un lugar insospechado: el espacio. Así comenzó la carrera espacial entre ambas potencias.

Los rusos inflan el pecho con su cohete. Fotos: Gabriel Rodríguez.
Foto: Gabriel Rodríguez.

La Unión Soviética se anotó las primeras victorias: el lanzamiento del Sputnik, el primer satélite en órbita; también logró llevar al primer hombre el espacio, Yuri Gagarin. El cosmonauta se ha convertido en el héroe máximo de Rusia y el 12 de abril, fecha de la hazaña, es día de fiesta en este país. “Diez años después de la Segunda Guerra las principales fábricas y plantas de la industria aeronáutica se trasladaron aquí. Samara se convirtió en la vanguardia de la industria aeroespacial”, explicó Kuzina.

Los rusos inflan el pecho con su cohete. Fotos: Gabriel Rodríguez.
Foto:  Gabriel Rodríguez.

En el interior del museo hay motores de cohetes, trajes espaciales, cápsulas y un sinfín de objetos utilizados en la exploración espacial, todos ellos producidos en esta ciudad ubicada al suroeste de Rusia. Pero sin duda la joya en exhibición es el Soyuz que está en el exterior del edificio. No se trata de una réplica, sino de un cohete real utilizado para pruebas y entrenamiento en el cosmódromo de Kheysa.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)