RUSIA 2018

Musa ilusionó a una Argentina que puede incluso jugar con Uruguay

La albiceleste todavía tiene chances de avanzar e incluso podría cruzarse con La Celeste en los cuartos de final.

Foto: AFP
Foto: AFP

¿Otra vez Nigeria? Pensó la gran mayoría de los argentinos cuando vieron el sorteo de la Copa del Mundo. Lo que nunca se imaginaron, o tal vez lo veían venir, era que la selección albiceleste iba a atravesar un flojo Mundial y que iba a depender mucho de los africanos para avanzar a los octavos de final.

Un triunfo nigeriano. Eso era lo que precisaba Argentina para tener chances de seguir en la Copa del Mundo. Es cierto que el empate entre Nigeria e Islandia y un triunfo islandés tampoco lo dejaba afuera, pero sí lo podía complicar.

Pero Argentina contó con un aliado: Ahmed Musa. El delantero del CSKA de Moscú marcó el doblete que le dio el triunfo a Nigeria y por ende revivió las ilusiones albicelestes que ahora deberán superar a los africanos y esperar que Islandia no le gane a Croacia.

En caso de que esto último suceda, dependerá mucho la diferencia de goles y las tarjetas amarillas porque las amonestaciones e incluso un posible sorteo pueden definir quién acompañará a Croacia en la próxima ronda.

El desparramo de jugadores islandeses que hizo Musa dentro del área y la definición con el arco libre, seguramente se disfrutó más que cualquier enganche o caño de Lionel Messi o que el propio gol del “Kun” Agüero frente a Islandia, cuando Argentina todavía gozaba de paz en Rusia y de confianza a un plantel que fue muy criticado en las últimas horas.

El aspecto interesante de una posible clasificación argentina es que en cuartos de final se podría llegar a dar un clásico del Río de la Plata.

Para que esto suceda, la selección de Tabárez debería finalizar en la primera posición de su grupo, cruzarse con el segundo del “B” (que seguramente sea España o Portugal) y en la siguiente instancia chocaría frente a Argentina, eso sí, siempre y cuando los albicelestes superen al líder del “C”, que todo indica que será Francia.

Y es que Argentina es así. Hasta que no quede eliminada, nunca se la puede dar por muerta. En este momento está más cerca de sacar el boleto de regreso que el de los octavos de final, pero una serie de resultados lo podría poner cara a cara con Uruguay disputando un lugar entre los cuatro mejores del mundo.

Claro está que con el triunfo de la pasada jornada, Nigeria será un rival muy duro para Argentina.

El propio autor de los dos goles ante Islandia declaró tras el encuentro: “No me resulta difícil marcar goles ante Argentina”, y es que los partidos anteriores lo avalan ya que marcó dos tantos ante los albicelestes en el Mundial pasado de Brasil 2014.

No cabe duda que el duelo Argentina-Nigeria será de los más atractivos de esta primera fase y con el morbo que le genera a mucho ver tambalear a Argentina mucho más, pero a la albiceleste nunca hay que darla por muerta...

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)