RUSIA 2018

Maxi Gómez llegó con la valija llena de goles dispuesto a dar pelea

“En España preguntás y no se quieren chocar con Uruguay porque se hace muy fuerte”, dijo el delantero del Celta de Vigo

Maxi Gómez llega al Aeropuerto de Carrasco. Foto: Francisco Flores.
"Maxi" Gómez llega al Aeropuerto de Carrasco. Foto: Francisco Flores.

"Poder venir a la selección uruguaya es un gran orgullo para mí. Estoy contento de poder estar en la lista y de que Tabárez haya confiado en mí. Quedar entre los 23 es un sueño”, dijo Maximiliano Gómez, el delantero del Celta de Vigo, quien regresó a Uruguay con la valija llena de goles.

“Estoy muy contento con los goles y también muy agradecido al Celta, porque fue por ellos que pude hacerlos”, agregó el ex-Defensor Sporting, quien arribó en un vuelo desde San Pablo junto a Federico Valverde. El delantero se enteró en el viaje que integraba la selección de futbolistas revelación de la Liga de España. “Lo vi en Twitter. Estoy muy contento y agradecido al Celta y a mi familia que siempre estuvo”, afirmó.

Reconoció que su fórmula para convertir tantos goles es el juego aéreo. “Hice muchos de cabeza, estoy muy fuerte de cabeza. Espero seguir así”.

Luego se refirió a lo que significa ser uno de los delanteros elegidos por Tabárez junto a Suárez y Cavani, aunque tener a esos fenómenos adelante le quite posibilidades de jugar. “Todos sabemos quiénes son Suárez y Cavani, poder venir y aprender cosas de ellos es muy importante para mí. Ellos ya pasaron por todo esto y estar con ellos y aprender me tiene muy contento. Ojalá pueda ir al Mundial”.

Por sus características, es el más parecido a Suárez y lo sabe. “Es un orgullo que me comparen con él. Ojalá pueda llegar algún día a ser lo que es Luis”.

Gómez se prepara para lo que será su primera Copa del Mundo. Aunque al igual que sus compañeros celestes está muy ilusionado, no quiso decir hasta dónde podían llegar. “Hay que ir paso a paso. Entrenando a full cada día para llegar lejos, pero Uruguay está muy bien. Tiene muy buenos jugadores y le va a dar pelea a todos. En España preguntás y mucha gente no se quiere chocar con Uruguay porque se hace muy fuerte. Ya sabemos lo que es la selección y a cada jugador que le preguntás, lo que menos quiere es jugar con Uruguay”, contó.

De todas maneras, insistió en que hay que ir paso a paso. “Uruguay nunca es candidato, lo que hay que hacer es ir de a poco. Yo los miraba cuando no estaba en la selección e iban partido a partido, sacando puntos y así se llegó a donde se llegó”.

Y compartió sus candidatos a ganar la copa. “Todos los rivales son difíciles, pero los candidatos son los de siempre: Alemania, Brasil (que está muy bien) y Francia”.



VIGO. “Maxi” también se refirió a lo mucho que ha crecido desde que dejó Defensor Sporting para jugar en España.“El fútbol uruguayo no tiene nada que ver con el español. Adaptarse al fútbol español no es fácil, ya me lo habían dicho compañeros que estuvieron en Europa, pero llegué y enseguida pude debutar. El técnico confió en mí y pude responderle con goles”, explicó. “También cambié en el carácter, mejoré mucho el tema de las amarillas porque eso allá es fundamental. Estoy mucho más tranquilo”, agregó.

En ese sentido lo ayudaron sus compañeros. Y destacó a Iago Aspas. “Es un jugador fantástico al que todos quieren tener en su equipo. Y muy buena persona. Me ha ayudado mucho. El día que llegué se sentó conmigo a hablarme sobre muchas cosas, sobre todo lo que pasó él”.

Y contó a su vez lo que fue para él enfrentar a Real Madrid y a Barcelona. “Hace unos años estaba jugando al PlayStation con ellos y ahora me tocó jugar en su contra y hacerles goles. Es algo muy lindo”. También recordó uno de sus enfrentamientos con el equipo catalán. “A Messi le tiré una patada pero no le hice nada, es muy rápido”.

Su nombre se ha manejado para pasar a diferentes equipos europeos. Y tuvo una oferta muy importante de China, la que no aceptó. “No quería ir porque el fútbol de España me gusta mucho y recién es mi primer año. Si me decís a los 30 o 40 años capaz que voy, pero ahora no, porque tengo mucho camino por delante y estoy haciendo las cosas bien en Celta, donde estoy muy contento”.

Al finalizar contó que sigue siempre a Defensor Sporting y lamentó que no siguiera en la Copa Libertadores. “Es el club donde me formé”. Es más, por un rato, el delantero no se cruzó con la delegación violeta, que ayer en las primeras horas de la tarde partió hacia Porto Alegre para enfrentar a Gremio por la Copa. "Los sigo todos los partidos", dijo "Maxi".

Maxi Gómez llega al Aeropuerto de Carrasco. Foto: Francisco Flores.
Maxi Gómez llega al Aeropuerto de Carrasco. Foto: Francisco Flores.

Sobre su primera temporada en España, Gómez reflexionó que "hace unos años estaba jugando al PlayStation con Barcelona y Real Madrid, y ahora estar al lado de ellos, jugar contra ellos y hacerles goles es algo muy lindo". También recordó que en uno de los enfrentamientos entre el Celta y el equipo catalán, "a Messi le tiré una patada pero no le hice nada, es muy rápido".

Sobre sus posibilidades de ir al Mundial, el delantero dijo que va "paso a paso" y valoró que "todos los delanteros de Uruguay lo están haciendo de buena manera. Poder estar acá y aprender de ellos es muy lindo, y ojalá pueda estar entre los 23, que sería un sueño".

Gómez también fue consultado sobre cómo ven a la Celeste en Europa: "Allá preguntás y mucha gente no se quiere chocar con Uruguay porque se hace muy fuerte. Ya sabemos lo que es Uruguay y a cada jugador que le preguntas, lo que menos quiere es jugar con Uruguay".

Sin embargo, dijo que la selección "nunca" es candidata, y que lo que hay que hacer es ir de a poco: "Yo los miraba cuando no estaban en la selección e iban paso a paso, partido a partido, sacando puntos y así se llegó a donde se llegó". 

Gómez será uno de los 14 futbolistas que esta tarde comenzarán los entrenamientos en el Complejo Celeste de cara al Mundial.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)

º