SELECCIÓN

Un loco bajito que mejoró a todo el equipo

Lucas Torrreira le aportó marca y dinámica al equipo que mejoró mucho frente a los rusos.

Foto: Nicolás Pereyra
Lucas Torreira tuvo una gran actuación en el mediocampo celeste. Foto: Nicolás Pereyra

Lucas Torreira jugó ayer, frente a Rusia, su primer partido como titular. Algo que muchos hinchas de la Celeste pedían. Y el muchacho de Fray Bentos no decepcionó. Todo lo contrario: su presencia en la mitad de la cancha mejoró a todo el equipo.

“Estoy muy contento, feliz, por la victoria y por el partido”, dijo el volante de Sampdoria, quien se sintió muy bien en su primer partido de titular, quizás porque cumplió con la misma tarea que realiza habitualmente en su equipo.

“Esta vez jugamos con un esquema diferente, con un volante central por delante de los defensas. Traté de poder ayudar a la línea de cuatro. Sabíamos que el juego aéreo de ellos, con el saque del golero, nos podía complicar. Siempre buscaban al atacante ese, Dzyuba, que era muy grande”, contó.

“Lo mío era ayudar a los defensas y darle un poquito más de aire a los volantes centrales para que se pudieran ir un poco más arriba, porque me tenían a mí atrás”, agregó Torreira quien incluso se tuvo que debatir frente a los rusos que le sacaban más de una cabeza. Pero nunca se intimidó. “Son cosas que uno trae, que tiene adentro. Trato de dar el máximo en cada pelota para poder ayudar al equipo. Siempre trato de hacer muchos sacrificios”, explicó.

Al final, aclaró que lo que sufrió en el gemelo no fue más que un golpe. Y brindó tranquilidad, porque seguramente volverá a ser titular en el partido de octavos de final. “No fue nada. Sólo un golpe normal, una situación de juego y nada más”, confirmó.

“Muy feliz por la victoria. ¡Nos vamos a octavos carajo!”, escribió un rato después, ya regresando rumbo a la concentración celeste, en su cuenta de Twitter.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)