ATLETISMO

"Me gustaría ser abanderado"

Andrés Silva volvió de Europa con la marca para ir a Rio y contó sus metas.

El eterno femenino de una imaginativa pintora
Andrés Silva. Foto: Fernando Gutierrez

Con la humildad que lo caracteriza desde sus inicios en el atletismo, Andrés Silva brindó anoche una extensa charla en el Hotel Conrad de Punta del Este, donde se mostró muy emocionado por contar detalles de lo que será su cuarta presencia en los Juegos Olímpicos.

"Pasaron muchas cosas para poder lograr la marca que conseguí en Europa. Junto a Andrés Barrios nos propusimos conseguirla allá y fuimos mentalizaros para que eso sucediera: la hicimos en la primera carrera", contó el tacuaremboense.

Cuarta presencia.

Silva, de 30 años, competirá en los 400 metros con vallas en Rio de Janeiro y se convirtió en el tercer atleta uruguayo en clasificar por cuarta vez consecutiva a los Juegos Olímpicos, marca que comparte con el exciclista Milton Wynants (ganador de la medalla de plata en Sydney 2000) y el velista Alejandro Foglia (diploma olímpico hace cuatro años en Londres), quien también estará en la ciudad maravillosa a partir del 5 de agosto.

En cuanto a sus aspiraciones, el atleta remarcó: "Busco lo mejor y lo mejor va a ser superar la actuación de Londres 2012". Hay grandes expectativas de que ese objetivo lo consiga, pues los antecedentes lo avalan. Hace cuatro años su marca fue 53.38, la que mejoró en 2014 al lograr 48.65, su mejor performance. Este año, antes de conseguir los 48.28 que lo pusieron en Rio y en la misma pista donde disputará los Juegos, hizo 49.48 para ganar el oro en el Iberoamericano.

La otra meta del tacuaremboense es un privilegio. "Me gustaría mucho ser el abanderado. Sería un orgullo enorme para mí como deportista olímpico conseguir eso". Precisamente Foglia fue quien portó el pabellón nacional en los Juegos de 2008 en Pekín.

Quiere más.

El velocista celeste, que tuvo un 2015 complicado por una sanción que le impuso la IAFF durante seis meses, regresó a las pistas en febrero y a poco menos de 60 días para los Juegos Olímpicos consiguió la marca que le permitirá estar en Rio. Rodeado de familiares, amigos, autoridades del deporte y allegados, Andrés Silva tuvo una noche de muchas emociones recordando sus andanzas, disfrutando de su presente y augurando un mejor futuro. "Si llegué a cuatro Juegos Olímpicos, ¿por qué no voy a llegar a cinco?", cerró.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)