NFL

Kaepernick sigue esperando que se termine la "sanción" por protestar

El mariscal de campo que se arrodilló en la ejecución del himno nacional de Estados Unidos en protesta por "la brutalidad policial y la injusticia racial" todavía no tiene equipo y en enero se cumplirán tres años de su último partido.

La acción que le ha afectado su carrera profesional
La acción que le ha afectado su carrera profesional

En 2016, la imagen del quarterback Colin Kaepernick arrodillado durante la ejecución del himno nacional estadounidense dio la vuelta al mundo. Algo más de novecientos días después, aquel jugador que protestaba por la violencia policial contra los afroamericanos, dejó de ser figura en la NFL y no consigue un contrato. Igual no se rinde. Kaepernick no renuncia a su sueño de estar en la NFL nuevamente. A principios de agosto publicó un video de un entrenamiento con el título "todavía listo".

El revuelo en la NFL por las protestas
El revuelo en la NFL por las protestas.

Este héroe americano para muchos y figura de la lucha contra Donald Trump para varios, está pagando caro la defensa de sus principios y su protesta por los actos racistas. Las consecuencias han sido graves para la carrera deportiva de Kaepernick, por más que ahora existiría una cierta posibilidad de que los Carolina Panthers se pongan en contacto con él porque perdieron al mariscal de campo Cam Newton por lesión.

Lo real, por encima de las especulaciones actuales, es que muy atrás en el tiempo quedaron las muestras de admiración de personalidades como Barack Obama y Stephen Curry. Kaepernick fue marcado por las protestas y en marzo de 2017 se quedó afuera de los San Francisco 49ers, equipo al que llevó al Super Bowl en 2013.

Las jugadas de Colin Kaepernick
Las jugadas de Colin Kaepernick. Ver video.

Como agente libre está viviendo un verdadero calvario, porque no recibe ninguna oferta para reforzar un equipo. Y hasta el mismísimo Trump puso el ojo en su situación: “Dicen que los dueños de la NFL no quieren contratarle porque no quieren recibir un tuit ofensivo de Donald Trump. ¿Lo pueden creer?”.

La última vez que Colin Kaepernick jugó un partido en la NFL fue el 1 de enero de 2017, en el último partido de la temporada 2016. Razón más que suficiente para que el deportista acusara a la NFL de conspiración para mantenerlo alejado de los campos por haberse hincado de rodilla en el césped en clara señal de protesta contra el racismo.

Esa denuncia fue negada por el propio Trump, quien declaró en público: "Conozco a muchos de los propietarios y si Kaepernick es lo suficientemente bueno lo firmarán. Lo firmarían en un abrir y cerrar de ojos. Ellos harían todo por ganar. Así que me gustaría verlo".

Días pasados, en una entrevista concedida a la revista Paper, Kaepernick reveló cuál fue el caso que le motivó a protestar por la brutalidad policial y la injusticia racial. Fue la ejecución de Mario Woods a manos de los agentes de Policía de San Francisco lo que esencialmente condujo a su protesta arrodillada durante el Himno Nacional. "Me dejó con sentimientos de pérdida, dolor e ira", indicó.

A lo largo de este enorme período de inactividad siempre aparecieron informaciones sobre equipos de la NFL que podían interesarse en el mariscal de campo. Pero ninguno prospero. Los Seattle Seahwks fueron los primeros, luego aparecieron los Baltimore Ravens.

Tres años después de aquella simbólica protesta Kaepernick sigue sin equipo. Su imagen, en tanto, fue utilizada por la firma Nike para un spot publicitario que recurrió al siguiente mensaje: "Cree en algo, aunque signifique sacrificarlo todo".

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)