CORREMOS

Cómo elegir la correcta indumentaria para hacer running

La correcta elección de calzado y ropa mejoran rendimiento y evitan lesiones

Foto: AFP
Foto: AFP

Elegir el calzado para correr no es un tema sencillo. Hay una gran oferta y seleccionarlo cuidadosamente puede evitar desde ampollas, callos o uñas negras hasta lesiones graves.

Lo primero a tener en cuenta es el tipo de terreno en el cual se hará la actividad: tierra o asfalto. “Para correr en suelo duro conviene un calzado con buena suela, que disminuya el impacto”, aconseja el entrenador Bruno Pérez.

También se debe revisar el tipo de pisada. “Hay varias tiendas que hacen un test de pisada en las que se ve si precisás un calzado neutro, pronador o supinador. Los pronadores y supinadores son los que tienen un sector de la suela más elevado porque el pie, digamos, cae hacia adentro o hacia afuera. El neutro es para la pisada normal”, agrega.

Además, hay que tener en cuenta el peso. “Para una persona que tenga más de 80 kilogramos se recomienda usar un calzado con mayor acolchonamiento”.

Asimismo, con respecto al talle “tiene que quedar justo. No te puede sobrar porque sino el pie se desplaza adentro y genera ampolla”.

“Si sos nuevo te digo que te compres un calzado que no sea rígido, que tenga un buen arco, que no sea pesado y que te quede cómodo en cuanto al alto del empeine y al largo del pie”, asegura el profesor de educación física.

CONSEJOS

Indumentaria y objetos útiles.

Remeras: “Hay tecnologías que permiten respirar la piel, no conservan el agua del sudor, se secan rápidamente y son muy livianas. Además tienen filtros que protegen de los rayos UV. La remera de algodón no porque se moja, te pesa, no permite que el aire corra y genera más calor, no se ajusta y eso genera que te raspe, sobre todo en las tetillas y hace que se inflame y muchas veces sangre”.

La cabeza: “Es importante cubrirse la cabeza siempre. En invierno para que no entre frío y en verano para que no te dé el sol de frente y estés más fresco. Los lentes de sol son fundamentales porque la vista se ve irritada por los rayos UV, los lentes de correr hacen que el aire pase y no se te empañan. También está el buff, que es una especie de pañuelo y te puede cubrir el cuello, la cabeza, las orejas, la nariz y la boca”.

Hidratación: “No conviene llevar la botella en la mano, porque estás con una carga asimétrica, el brazo te hace más tensión y te cambia la técnica. Si vas a correr más, te conviene llevarte un cinturón o un camel. El cinturón tiene compartimentos para poner distintas cosas, desde gel, agua o pastillas. El camel es una mochila liviana que se pega a la espalda y tiene un caño que chupás el agua cuando la necesitás”.

Medias y calzas: “Hay medias que son para cada pie, la media del pie derecho y la media del pie izquierdo, porque tienen una serie de costuras o tensión que siguen la línea de los músculos y los arcos del pie. Calzas en invierno o pantalón que no quede muy suelto; si no te animás a una calza, un pantalón de correr que tienen puño abajo y justos a la altura de la pierna y el muslo, y son más anchos que una calza”.

La ideología en el calzado

“Hay gente que prefiere un calzado más fino, que tenga menor acolchonado, menor gel, no tenga cámara de aire o lo que sea que tenga. No es por el peso del zapato, sino por la superficie de la suela que lo que hace es generar un menor acolchonamiento del pie en el piso. Es porque hay una ideología de correr con un calzado fino para que el pie se mueva de una forma más natural y no tenga una superficie de alcolchonamiento que no es real. Para un corredor que recién comienza lo mejor es utilizar un calzado acolchonado que le disminuya la cantidad de impacto”.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)

º