BOXEO

Y un día cayó Klitschko

El kasajo logró batir un récord, pero no pudo festejarlo porque, luego de 22 defensas del título, perdió por puntos con el británico Tyson Fury.

El eterno femenino de una imaginativa pintora
Klitschko (de rojo) intenta esquivar el derechazo de Fury. Foto: Reuters

Superar a Joe Louis y a Muhammad Alí no es para cualquiera en el marco de la historia del boxeo mundial y más concretamente en la de los pesos pesados. No es “moco e´pavo”; en cualquier escenario y circunstancia.

Sin embargo, Wladimir Klitschko lo consiguió el sábado pasado al enfrentar a Tyson Fury en Dusseldorf, Alemania, pero no pudo celebrarlo: el invicto inglés le ganó por puntos, en fallo unánime, y lo despojó de tres títulos mundiales, inflingiéndole la primera derrota que el excampeón sufrió en el lapso de 11 años y medio, durante el cual realizó en forma exitosa nada más ni nada menos que 22 combates.

Es que la del sábado pasado en Dusseldorf fue la 28ª defensa de la corona que hizo Klitschko, contra las 27 de Joe Louis entre 1937 y 1950, las 26 de Alí desde 1960 a 1981 y las 25 de Holmes de 1973 a 2002, pero Fury provocó la que el mundo del boxeo llama hoy “la sorpresa del siglo”, al vencerlo y quitarle los títulos de campeón pesado de la Asociación Mundial, la Organización Mundial y la Federación Internacional de Boxeo.

Klitschko era neto favorito en todo el mundo, aunque no para Ovación, que el viernes pasado argumentó por qué era muy viable un eventual triunfo de Fury. Sin embargo, fue superado en forma incuestionable por el inglés, como lo reflejaron las tarjetas de los jurados: 116/111, 115/112 y 115/112.

Fury, que tiene un récord de 25 triunfos en igual cantidad de peleas (con 18 nocauts), entonó una canción de Aerosmith (“I don’t want to miss a thing”) encima del ring enseguida de su imposición, ante la mirada resignada de Klitschko, que quedó con un palmarés de 64 triunfos, 53 de ellos por nocaut, y ahora 4 derrotas. “Creo que una revancha es inevitable”, dijo.

El hincha de Manchester City, club que lo felicitó por su consagración en un comunicado, tiene 27 años (contra 39 de Klitschko) y bajó cerca de 20 kilos para no dejar pasar la chance de pelear por primera vez por la corona mundial de los pesos pesados.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)