NACIONAL

Webó llegó y pidió entrenar

El camerunés fue a Los Céspedes a hacerse la revisión médica y terminó en el gimnasio

Sentimiento. Pierre Webó posó con la bandera de Nacional y apenas aterrizó en Montevideo pidió para entrenar con sus compañeros.
Foto: Francisco Flores

Pasaron 16 años, pero el amor sigue intacto. Pierre Achille Webó llegó ayer por la mañana a Montevideo y no ocultó su cariño por el club que lo catapultó al fútbol europeo en 2003.

“Acá empezó todo”, dijo el delantero camerunés ni bien pisó suelo uruguayo. “Estoy muy feliz y contento por estar nuevamente en mi casa”, agregó.

Es que hace una semana, Nacional sacudió con la noticia del regreso de Webó mientras el equipo no estaba consiguiendo los mejores resultados en el Torneo Clausura.

El contrato que el delantero de 36 años firmó es hasta diciembre, pero el propio Webó se encargó de avisar que “no creo que haya problema para seguir en el club si todo va bien”.

En diciembre de 2017, el camerunés había estado de vacaciones en Uruguay visitando a su hijo y recordó también que “hace dos años tuve la posibilidad de regresar y no se dio. En diciembre vine a ver a mi hijo y me junté con Lembo, le dije que en julio se acababa mi contrato en Turquía y veíamos. Pero me surgió un problema familiar importante en mayo y estaba con eso desde ese entonces. Cuando terminó ese problema le dije al club que estaba para volver y se arregló todo. Estoy contento con el proyecto del ‘Cacique’ y me motivó todo para volver a Nacional”.

El jugador que llegó a Uruguay en 1999 para jugar en Tacuarembó, se puso la camiseta de Nacional en 2000 y con los tricolores conquistó dos veces el Campeonato Uruguayo, jugando 21 partidos y convirtiendo 15 goles.

Ayer por la mañana llegó a Montevideo y Alejandro Lembo, gerente deportivo de los tricolores y excompañero en el club, lo fue a recibir.

En principio, la idea era que Webó fuera a Los Céspedes solamente a hacerse la revisión médica para sumarse hoy al plantel principal, pero ni bien pisó el complejo deportivo tricolor, se hizo el chequeo y luego sorprendió pidiendo para entrenar.

Lo terminó haciendo en el gimnasio y con este panorama, Alexander Medina puede ilusionarse de tenerlo a la orden para el encuentro del sábado frente a Liverpool en Belvedere por la décima fecha del Clausura.

Webó cumplió un sueño y ahora tendrá, en principio, cuatro meses vistiendo otra vez la camiseta de Nacional: “La ilusión de estar acá no me la quita nadie y espero poder devolverle el cariño al hincha aportando mi granito de arena. Cuando me vean jugar verán cómo estoy”.

El amor que nunca se pudo olvidar.

“Sé todo de Nacional desde los últimos 16 años, sigo mucho al equipo, conozco la realidad de la institución, de los jugadores, de ver los partidos más allá de que en Turquía se complica por un tema de horarios a veces”, dijo Pierre Webó tras arribar al Aeropuerto Internacional de Carrasco.

Si bien ya son muchísimos años los que pasaron desde que se fue de Nacional, el amor del camerunés por el club nunca se acabó ni dejó de tener constancia.

Jugando en España, donde defendió la camiseta del Osasuna y también la del Mallorca, y tras su pase por Turquía jugando en Istanbul, Fenerbahçe, Osmanlıspor y Gaziantep, Webó siempre tuvo un amor que se llama Nacional y ayer pudo cumplir con su objetivo de regresar al club.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)

º