TORNEO APERTURA

Wanderers 0-2 Plaza: el Pata Blanca es campeón del Apertura a falta de una fecha

Consiguió el segundo título de su historia en Primera División (en 2016 ganó el Clausura) y se aseguró un lugar en la definición del Campeonato Uruguayo.

Nicolás Dibble. Foto: Leonardo Mainé.
Nicolás Dibble. Foto: Leonardo Mainé.

Plaza Colonia venció a Wanderers por 2-0 y, a falta de una fecha para el cierre del Torneo Apertura, se consagró campeón. El Pata Blanca consiguió el segundo título de su historia en Primera División (en 2016 ganó el Clausura) y se aseguró un lugar en la definición del Campeonato Uruguayo.

Primer tiempo

Plaza Colonia tuvo la primera ocasión del partido sobre los 17 minutos. Nicolás Dibble tomó la pelota sobre el borde del área, vio adelantado a Ignacio De Arruabarrena y ejecutó a colocar. El arquero hizo vista y la pelota dio en el horizontal. Se salvó Wanderers.

La visita siguió insisitiendo pero recién a los 37' pudo quebrar el cero. Tras una pelota parada Álvaro Fernández punteó la pelota por encima de De Arruabarrena, que salió a achicarle el arco, y Emilio Zeballos la mandó al fondo del arco con un cabezazo. 

En el inicio de la jugada la repetición televisiva mostró que Nicolás Olivera, que cabeceó la pelota que luego tomó Fernández, estaba en una fina posición adelantada que no percibió el juez de línea. Sin VAR, el gol no se anuló.

Triunfo justo de Plaza al cabo del primer tiempo. Manejó la pelota, tuvo las mejores ocasiones y se mostró sólido en defensa. A Santiago Mele solo lo exigieron en una oportunidad con un remate de afuera del área.

Segundo tiempo

En el complemento, con más ganas que ideas, Wanderers buscó inclinar la cancha. Por momentos lo consiguió y tuvo ocasiones como para igualar el partido, pero entre Mele y la falta de puntería mantuvieron el arco de Plaza en cero. El equipo de Daniel Carreño protestó, y con razón, un penal que no Cunha no sancionó por mano dentro del área.

Sin embargo, en los últimos 20' Plaza aprovechó todos los espacios que dejó Wanderers y liquidó el partido. A los 76' Dibble, que unos minutos antes estrelló una en el palo tras una jugada maradoneana, puso el 2-0. Se fue expreso al arco, dejó sentado al arquero y le bajó el telón al partido.

Los últimos minutos estuvieron de sobra. Ya no había tiempo para más. Plaza se consagró campeón y de manera más que justa.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados