Sebastián Ariosa

Volver del infierno

La lluvia no cesó durante todo el 12 de agosto en Montevideo. El fenómeno meteorológico "El Niño" se descargó con fuerza y convirtió ese martes en uno de los días más lluviosos de todo el año.

El eterno femenino de una imaginativa pintora
Foto: Reuters

Por si fuera poco, el frío se hizo sentir y eso se vio reflejado en las tribunas del Franzini. El debut de Defensor en la Copa Sudamericana debería haber sido con gradas repletas, pero no fue así.

Pero a Sebastián Ariosa nada de eso le preocupaba. El "Trufa" saldría a la cancha bajo cualquier circunstancia. Tras dos años y una lucha-victoria contra un cáncer de Mediastino, el lateral tenía la chance de volver a jugar un partido oficial y eso se convirtió en su único pensamiento.

"En las horas previas estuve muy ansioso, pensando en lo que podía sentir y dejar de sentir al entrar a la cancha. Pensé en los dos últimos años, el tratamiento", expresó el "Trufa", al otro día del partido.

El reencuentro con la rutina futbolística previa a un partido despejaron su cabeza. Cuando comenzó el calentamiento olvidó esos pensamientos y se centró en el partido.

La motivación de volver a jugar tras el proceso vivido no fue el único incentivo que tuvo el jugador. Nicolás Olivera, referente del equipo, le dedicó unas palabras en la charla final antes de salir a la cancha.

"Nico tuvo unas palabras especiales para mí, fue todo muy motivante y conmovedor para encarar ese lindo partido", expresó Ariosa, que prefirió reservarse lo dicho por el capitán.

Los nervios, que lo dominaron en los primeros minutos de juego, cedieron durante el transcurso del partido: "Las falencias que tenía por falta de rodaje las cubrí con las ganas de jugar al fútbol", explicó a Ovación.

La felicidad del "Trufa" no era solamente por su vuelta, sino que también lo alegraba una noticia de un colega, Marcelo Tabárez (ver aparte). "Me enteré que terminó la quimio y me pongo contento por él y su familia", dijo. Cuando se conoció que el jugador de Danubio tenía cáncer Ariosa lo visitó y se mantuvieron en contacto durante la recuperación.

"Estoy muy feliz, loco de la vida por haber vuelto y por el presente que estoy viviendo", declaró el lateral en un tono que evidenciaba su estado de ánimo.

Defensor goleó en la cancha, pero la verdadera victoria fue la de Sebastián Ariosa.

OTRA BUENA

Tabárez le ganó al cáncer.

El jugador de Danubio, Marcelo Tabárez, comunicó en su Facebook que tras cuatro meses venció un cáncer testícular. Además de la noticia escribió: "Tengo una felicidad que es imposible describir, agradecer a toda la gente que estuvo conmigo... ya queda menos para volver a hacer lo que uno más ama".

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)