UNA GAMBETA

Una vez más fue el “Super Fuci”

EDWARD PIÑÓN

EDWARD PIÑÓN

Hay jugadores que descolocan al más pintado de los analistas. De manera llamativa siempre logran un rendimiento descomunal justo cuando atraviesan un ciclo de relajación o cuando más de uno ya le está poniendo fecha de caducidad a su carrera deportiva. Su grandeza golpea con tanta fuerza a los ojos del espectador que les termina siendo imposible no sumarse al séquito de sus más fieles seguidores.

Algunos de esos futbolistas no se cansan de demostrar su calidad en los partidos de alto voltaje. Aunque suman años y muchas veces su peregrinar por los cotejos más sencillos encienden una luz roja de alarma, cuando aparecen las pruebas de fuego se posicionan en un pedestal. Ahí arriba, una vez más, como supo hacer en infinidad de oportunidades con la camiseta de la Celeste, se subió Jorge Fucile.

Sí, es cierto que el argentino Bergessio la rompió, que Rolín anduvo bárbaro y que el “Colo” Romero corrió un disparate, pero Fucile parecía rejuvenecido, picando, toreando a los rivales, robándoles protagonismo (léase la pelota). En el Parque, y de nuevo, fue el “Super Fuci”.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)

º