ELIMINATORIAS

¡A ver qué cobrás!

Con Wilmar Roldán, que será el árbitro del partido entre Uruguay y Chile por las Eliminatorias, la selección y los equipos de nuestro país no ganaron nunca.

El eterno femenino de una imaginativa pintora
El colombiano Wilmar Roldán será uno de los 23 árbitros principales en el Mundial Sub 20.

Con todo lo que se viene hablando —sobre todo en las últimas horas— del partido que Uruguay y Chile jugarán el próximo 17 de noviembre en el estadio Centenario por las Eliminatorias, no cabe duda que cuando llegue ese día, el árbitro esta vez será a los ojos de los hinchas de los dos países tan protagonista como los propios jugadores.

Mejor dicho, el desempeño del juez atraerá tanto —o incluso más, según sea el trámite del encuentro— la atención, que la actuación de los futbolistas de "la Celeste" y "la Roja", que llegarán al compromiso en el marco de una "pica" especial, nacida el 24 de junio pasado a raíz del incidente generado por Gonzalo Jara con Edinson Cavani, aunque en realidad se trata de un clima que una gran parte de los cotejos entre las selecciones de ambos países despiertan desde hace mucho.

Pues bien, ayer se conoció quién cargará con tamaña responsabilidad: el colombiano Wilmar Roldán, que en materia de antecedentes tiene algunos más que el de ser tocayo de Valdez, el presidente de la Asociación Uruguaya de Fútbol.

El árbitro tiene 35 años, pues nació el 24 de enero de 1980 en Remedios, ciudad del departamento de Antioquia, mide 1,90, es profesor de educación física, dirige en el fútbol profesional desde 2003 y tiene la categoría internacional desde 2008.

Además, en enero de 2013 fue considerado por la FIFA como el 8° mejor árbitro del mundo; en mayo de ese año la Conmebol lo eligió como el mejor árbitro de América; en julio, también de 2013, fue designado para dirigir el partido de vuelta entre Atlético Mineiro y Olimpia de Paraguay en el marco de la disputa de las finales de la Copa Libertadores; y en julio pasado condujo la final de la Copa América 2015 entre Chile y Argentina, en donde —fiel a su estilo; ver página 16— le mostró tarjeta amarilla a siete jugadores.

El colombiano arbitró en los Juegos Olímpicos 2012 y el Mundial 2014, y no hay instancias polémicas en su trayectoria. La única: antes de la Copa América un perfil suyo en Facebook lo mostraba celebrando goles de Messi y triunfos de Argentina, pero a los pocos días la cuenta fue cerrada y se comprobó que era "trucha".

En cuanto a antecedentes de Roldán con el fútbol uruguayo, el 7 de mayo de 2011 fue juez del partido que Peñarol perdió 5-0 con Liga en Quito por la Copa Libertadores; el 4 de julio de ese año dirigió el cotejo de primera fase de la Copa América de Argentina que Uruguay empató 1 a 1 con Perú; el 22 de marzo de 2013 condujo el encuentro que "la Celeste" igualó 1 a 1 de local frente a Paraguay por las Eliminatorias para el Mundial 2014, cuando le mostró la tarjeta amarilla a "Maxi" Pereira, Godín, Diego Pérez y Álvaro González; y el 14 de mayo pasado fue árbitro del que Wanderers perdió por 2 a 1 con Racing en Avellaneda por la Copa Libertadores.

Lo aséptico, pues, es que con Roldán de árbitro el fútbol uruguayo no ganó nunca; aunque en el contexto de cuatro partidos, es sólo un dato anecdótico. Ojalá, pues el propio periodismo colombiano dijo que en la final de la Copa América "se comió" un penal cuando Silva agarró a Rojo, adentro del área chilena, en el último minuto.

Las estadísticas "por algo están", según Tabárez, aunque "también están para quebrarlas", como agrega el propio maestro de costumbre.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)