TORNEO APERTURA

La ventaja mental de cara al clásico es para Nacional

A la confianza de los resultados, el tricolor le añadió la de ser el único uruguayo en octavos de la Copa.

Álvaro Gutiérrez
Álvaro Gutiérrez.

La tabla de posiciones marca que Peñarol le lleva una diferencia de nueve puntos a Nacional. Eso es objetivo, indiscutible y, en definitiva, lo que importa a la hora de definir el título. Sin embargo, por estas horas hay una diferencia intangible que parece ser tan o más superior en favor del tricolor por sobre el aurinegro: la anímica.

El contexto en el que el equipo dirigido por Álvaro Gutiérrez encara este juego no podía ser mejor. Bueno, sí podría serlo en caso de venir más cerca en la tabla, pero en realidad esa no es responsabilidad del actual entrenador tricolor.

De hecho, los números de “Guti” son de líder. Desde que él asumió, Nacional sumó la misma cantidad de puntos que Peñarol en las últimas seis fechas: cuatro victorias y dos empates, para sumar 14 puntos. Sin embargo, el equipo tricolor tiene mejor producción goleadora: 21 tantos convertidos contra 11 del aurinegro.

Por lo tanto, en cuanto al presente deportivo bien puede decirse que Nacional y Peñarol están a la par. En lo que sí parece estar mejor el conjunto del Parque Central es en lo anímico y lo físico.

MOTIVADO. “Somos el único equipo uruguayo en los octavos de final de la Copa Libertadores”, dijo con orgullo y por qué no con cierta picardía ayer a la mañana Gonzalo Bergessio. Sus palabras revelan el sentimiento del plantel tricolor para encarar este clásico. La moral del equipo está por las nubes, no solo por el logro propio, sino también exaltada por la forma en que el tradicional rival quedó eliminado del certamen continental.

DESCANSADO. Nacional además había abrochado su clasificación a la siguiente instancia un partido antes, lo que le permitió a Gutiérrez descansar a los titulares. Excepto Felipe Carvalho, todos los demás que son candidatos a formar la oncena inicial el domingo fueron espectadores el martes a la noche en el 1-1 con Cerro Porteño. Peñarol, en cambio, tuvo que poner todo su arsenal el miércoles ante Flamengo porque necesitaba ganar, por lo cual hubo un desgaste físico y mental que incluso lo sintió durante los 90 minutos.

EL ESCENARIO. Además, Nacional entiende que claramente la presión está del lado de Peñarol, porque sabe que perder este primer clásico en casa sería una estocada casi letal para el ánimo mirasol. “Hemos ido a todas las canchas y siempre nos motivamos. Está lindo para ir a la de ellos, pero lo tomamos como un partido más fuera de casa”, apuntó Bergessio, quien dijo no estar desesperado por lograr su primer gol en un clásico uruguayo.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)