Peñarol

Menos velocidad, más fuerza

Sin Urretaviscaya, Peñarol no fue explosivo, pero con Leyes tuvo más contundencia en el área adversaria.

El eterno femenino de una imaginativa pintora
Jonathan Urretaviscaya

Peñarol superó la prueba de fuego, esa que tenía que sortear sin la presencia de Urretaviscaya, hasta el momento, la mejor figura que mostró el aurinegro a lo largo del Torneo Clausura.

Lesionado y descartado, Pablo Bengoechea tenía que ingeniárselas para armar otro equipo. Mucho más lento, obviamente, menos explosivo, pero intentando mantener el poderío en ofensiva.

En la semana hubo ensayos, y hasta se pensó que "Urreta" podía ser de la partida, pero con él fuera del plantel, el panorama era diferente. Hernán Novick surgió como primera variante, pero fue Gabriel Leyes el que se metió en el equipo titular, un jugador muy diferente a Urretaviscaya. Mucho más de área, más de punta, y sin la velocidad de "Urreta", lejos, muy lejos de lo que aportaba el ex-Paços Ferreira al equipo.

"Urreta" un punta por fuera, aunque en este Peñarol, generalmente, arranque desde atrás, es un delantero explosivo, veloz y preciso en la definición, capaz de desestabilizar defensas rivales cuando encara hacia el área o cuando llega hasta la raya de fondo para asistir a sus compañeros de ataque.

Leyes, por el contrario, es más pesado, más lento, pero también más fuerte y más contundente cuando ingresa al área. Y anoche, por momentos, se pareció al Leyes que fuera goleador en River y por el que Peñarol puso "medio palo" por el 50 por ciento de su ficha. Fue un punta que exigió en todo momento, que inquietó y que generó peligro.

Metió un disparo en el caño derecho y minutos después, fue el encargado de abrir el marcador con otro derechazo fuerte, rasante, que rompió la red del arco rival.

Leyes, después de mucho tiempo, se sacaba las ganas y lograba su gol, tan ansiado y tan esperado desde que llegó a Peñarol. "Son decisiones de los entrenadores y las sé aceptar. Nunca pregunté cuando jugué y tampoco lo hago cuando no juego; seguiré en esa postura, esperando mi oportunidad", dijo mientras aguardaba su chance, esa que no tuvo con los anteriores técnicos aurinegros.

Peñarol pasó la prueba de fuego, y lo hizo con una victoria. Con otra fisonomía claro, porque no contó con la velocidad ni la explosión de Urretaviscaya, pero tuvo la fuerza y la contundencia de Leyes, un punta de área, de esos que se hacen sentir.

"En los detAlles".

"Me siento muy bien, con mucha fuerza, muchas ganas. Uno va creciendo dentro y fuera de la cancha pero la clave es tratar de transmitirlo adentro", dijo Urretaviscaya apenas llegó a los aurinegros desde el fútbol portugués. "Bengoechea está pendiente de todos los jugadores en distintos detalles. Maneja bien el grupo", agregó "Urreta", el gran ausente en el equipo de los aurinegros.

"Dar una mAno".

n"Obvio que no se han colmado mis expectativas, vine con la idea de jugar, de poder dar una mano y ser alguien importante para el equipo. No he jugado mucho, pero no hay otra que seguir entrenando esperando la oportunidad", tiró Gabriel Leyes en Los Aromos cuando esperaba una oportunidad. La llegada de Bengoechea le abrió una puerta. Aprovechó la chance de ser titular con un gol.

De la fórmula con Hernán Novick...

En el laboratorio de Los Aromos, había quedado lista una fórmula para enfrentar a El Tanque Sisley. Hernán Novick iba a ser el sustituto de Urretaviscaya. Con otras características, claro, pero era la decisión de Pablo Bengoechea. Novick, un volante hábil, encarador, de esos que llevan la pelota al pie, con armas como para desnivelar, no es ni por asomo, un delantero con características similares a "Urreta". La fórmula, por algún motivo, quedó sin efecto.

A la apuesta del goleador Leyes...

Gabriel Leyes salió desde el vamos, y fue una novedad en el Centenario. El delantero fue el cambio de último momento (al menos para los medios) de Bengoechea. Leyes llegó a Peñarol en julio de 2013 después que los aurinegros desembolsaron 500.000 dólares por el 50% de su pase. Tiene contrato hasta 2017. Venía de ser el goleador de River Plate y una de las figuras que tuvo el Uruguayo 2012-2013. Anoche rompió el maleficio e hizo un gol.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)