PEÑAROL

“Vasquito”: volvió para conseguir algo bueno

Matías Aguirregaray fue presentado en la sala de sesiones de Peñarol por Jorge Barrera, quien estuvo acompañado por Juan Ahuntchain, Rodolfo Catino y Fernando Morena, quien le entregó la camiseta. El “Vasquito” se la puso y luego enfrentó cámaras y micrófonos, algo que no le gusta demasiado.

“Quiero agradecerle al entrenador que me pidió y a los dirigentes que hicieron lo posible para que yo estuviera acá. Y a Estudiantes que priorizó mi deseo por sobre lo deportivo. El esfuerzo fue de los tres, de Estudiantes, de Peñarol y mío. Los tres cedimos un poquito”, explicó Matías.

“Vengo para tratar de conseguir algo importante que es lo que exige el club. A sacrificarme día a día, es así como trabajo”, enfatizó Aguirregaray. “Volver a Peñarol siempre es lindo y te llena de expectativas. Jugar la Libertadores es lo más lindo que hay”.

Tras contar que siempre le decía a Forlán en la selección que tenía que venir a Peñarol, se refirió a lo que significará trabajar junto a su padre. “Que estén Pablo y mi padre es una situación especial y muy linda. No va a haber problemas. A mi padre voy a tener que calmarlo, porque entrena como un jugador más. Cuando lo ven todos se hace el que está bien, pero después llega rengo a casa. Je”.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados