Copa América

Uruguay lideró la rebelión de Sudamérica

Los ecos de lo ocurrido en torno al último congreso y elección presidencial de la FIFA no se acallan. Al contrario, con el paso de los días se conoce más de la intimidad de lo ocurrido en esa instancia, sobre todo en lo que tiene que ver con la ahora convulsionada interna política sudamericana.

Por ejemplo, acá en Chile se supo que a impulsos de las gestiones llevadas a cabo por el presidente de la Conmebol, quien desde hacía tiempo venía manteniendo contactos con el presidente de la FIFA, las diez asociaciones sudamericanas se habían comprometido a votar en bloque a Joseph Blatter, porque en contactos muy reservados éste había asegurado que mantendría las cuatro plazas y media para América.

Sin embargo, ya en Zurich y luego del operativo del FBI, Uruguay fue el país que "rompió las líneas" en el seno del bloque continental, a partir de una charla íntima que mantuvo Wilmar Valdez con Juan Ángel Napout, al que le dijo: "Perdoname, yo sé que tenés un compromiso, que hiciste un acuerdo y querés que votemos todos juntos y a Blatter, pero… comprendenos: con esto, y lo que ya venía de atrás por lo de (Luis) Suárez, Uruguay no puede de ninguna manera votar a Blatter".

Dicen que el presidente de la Conmebol se mostró comprensivo y por la puerta que abrió Uruguay salió una mayoría de países sudamericanos"; y que cuando volvió al seno de la delegación uruguaya, Valdez les agradeció muy especialmente a Alejandro Balbi, Eduardo Ache y Juan Pedro Damiani el espaldarazo que le dieron al presidente de la AUF para que diera ese paso.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)

º