PEÑAROL

Urruti tuvo que postergar su sueño

Llegó a Peñarol con una gran ilusión, pero las lesiones lo tuvieron a maltraer; ahora arranca otra vez de cero.

El eterno femenino de una imaginativa pintora
Luis Urruti

El último día del mes de junio, Luis Urruti se despedía en Cerro de quienes fueron sus compañeros por más de tres años para pasar a Peñarol. Había tenido chances de salir al exterior, pero eligió jugar en el equipo aurinegro y cumplir un sueño.

"Quería saber lo que se siente al jugar en un cuadro grande como Peñarol. Uno lo ve de afuera y parece todo divino. Lo quiero vivir de adentro", le dijo en aquel momento, lleno de felicidad, a Ovación.

Y todo comenzó a rodarle bien. En los primeros entrenamientos fue destacado por el técnico de entonces, Jorge Da Silva. Y salvó con buena nota su debut, en un partido amistoso frente a la selección de Maldonado en el Campus.

Es más, sus buenos desempeños lo llevaron a iniciar como titular en el debut en el Campeonato Uruguayo Especial frente a Liverpool. Pero en ese partido, que terminó con empate sin goles en el CDS, Urruti se lesionó a los 64 y fue sustituido por Nicolás Albarracín. Lejos estaba de suponer que serían sus únicos minutos en el campeonato.

Ese esguince de tobillo que sufrió en la primera fecha frente a los negriazules no fue la única lesión del exalbiceleste. Luego tuvo un traumatismo en el antepié y después una distensión muscular en el recto anterior del cuádriceps, que lo tuvo apartado de las canchas hasta ahora.

Es más, Urruti vivió una gran felicidad cuando Peñarol decidió concentrar en Conchillas, su pueblo natal, en lo previo a enfrentar a Plaza en Colonia. La gente lo estaba esperando cuando la delegación llegó al hotel y el futbolista se ilusionó con tener minutos. Pero quedó afuera del banco y Peñarol no pudo con Plaza.

Hoy, totalmente recuperado, Urruti vuelve a estar a la orden. En la práctica de ayer estuvo en la oncena con la que trabajó el técnico Fernando Curutchet preparando el partido frente a Racing. En realidad ocupó el lugar de Diego Rossi, dado que el juvenil estaba afectado a la selección Sub 20, pero fue una buena señal para Urruti.

"He ligado poco, pero estoy bien de cabeza; fuerte", le dijo ayer el jugador a Ovación tras haber trabajado en un gimnasio, donde complementa su entrenamiento tres veces por semana. "Ahora estoy bien, recuperado y esperando tener una oportunidad", agregó.

Pasar a un grande nunca es sencillo. Hay muchas cosas a las que acostumbrarse y a los nuevos futbolistas aurinegros les tocó vivir momentos complicados. "No todo es color oro, como se ve de afuera. Hemos tenido muchas malas, pero alguna vez van a tener que venir las buenas y cuando eso pasa es muy lindo. Así me lo cuentan los que ya lo han vivido, como Carlos (Valdez) y Nahitan (Nández). Me dicen que se viven cosas muy lindas, inolvidables", contó.

"No me resultó difícil llegar a Peñarol, pero con las lesiones no pude demostrar ni disfrutarlo", admitió. "Acá lo que se siente es la obligación de ganar siempre, pero la gente nos apoya mucho, nos da ánimo y eso a mí me gusta mucho".

Fernando Curutchet estaba esperando por su recuperación para evaluarlo, dado que prácticamente no lo había podido ver dentro de la cancha desde que se hizo cargo del primer equipo.

"Recién empecé a trabajar normal la semana pasada, pero me dijo que me veía bien y que le gustaba mi juego", contó el futbolista, quien seguramente vuelva a estar en el banco de suplentes el domingo frente a Racing. Para Luis Urruti, es volver a empezar.

Racing con Dudok y Quiñones

Ernesto Dudok está totalmente recuperado de la contractura. Ayer, cumplió con todos los trabajos sin inconvenientes y será de la partida frente a Peñarol. Otro que jugará es Líber Quiñones. El delantero seguirá en el equipo titular. No en vano viene de marcarle un doblete a Cerro, pero además ocupará el lugar de Mauricio Affonso, quien no puede jugar ante los aurinegros porque está a préstamo y tiene cláusula.

El que se resintió de su lesión fue Gabriel Fernández. De todas maneras, el técnico Ney Morales dijo que iba a esperar por su recuperación. Ayer, el entrenador realizó un trabajo defensivo y hoy le hincará el diente a la ofensiva.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados