EN RÍO DE JANEIRO

El tricampeonato, la meta de Peñarol luego de quedar eliminado de la Sudamericana

El aurinegro cayó 3-1 ante Fluminense en los octavos de final de la Copa Sudamericana y se quedó sin actividad internacional por el resto del año.

Peñarol cayó ante Fluminense por 3-1 y se despidió de la Sudamericana. Fotos: EFE
Peñarol cayó ante Fluminense por 3-1 y se despidió de la Sudamericana. Fotos: EFE

Fluminense liquidó 3-1 a un pálido Peñarol (5-2 la serie de octavos de final) y lo dejó afuera de la Copa Sudamericana. Le hizo tres goles: dos de ellos al inicio de cada tiempo cuando los equipos recién se acomodaban en la cancha.

Peñarol fue a Maracaná a buscar una hazaña; a intentar repetir lo que había hecho en la Copa Libertadores frente a Flamengo en ese mismo escenario, cuando ganó 1-0. Al menos sus hinchas se ilusionaban con ello, porque el partido de ida en Montevideo había dejado la sensación de que lo que se necesitaba para pasar era un milagro.

El mirasol precisaba primero mantener el cero en su arco y luego intentar convertir dos veces. Pero al minuto de juego ya iba perdiendo 1 a 0. Igor Juliao se fue al ataque, hizo un jueguito amagándole a su defensor y levantó un centro para que Marcos Paulo anotara de cabeza.

De todos modos, a pesar de ese gol tempranero, si los aurinegros conseguían anotar dos tantos forzaban los penales. O sea que el escenario no cambiaba mucho, pero recibir un gol cuando el juego apenas comienza es difícil de digerir.

Diego López puso toda la carne en el asador. El “Cebolla” Rodríguez fue titular por primera vez en el semestre. Apareció ubicado por detrás de Viatri en el 4-2-3-1 al que apostó el “Memo”, aunque en algunos momentos se ubicó como punta junto al argentino. Fue sustituido para el complemento.

Fluminense fue muy superior a lo largo de los primeros 45 minutos. Los errores defensivos le costaron caro a los aurinegros. Igor Juliao se hacía un picnic cada vez que subía por su sector.

A los 25’ las ilusiones carboneras se esfumaron. Yony González, el colombiano que había anotado los dos goles en el CDS, ganó en velocidad y sacó un remate cruzado para anotar el 2-0.

Peñarol intentaba algún contragolpe, sobre todo cuando se encontraban Brian Rodríguez y Lores; pero Dawson evitó el tercer gol de los locales cuando le tapó el disparo a Marcos Paulo.

El brasileño se tomó revancha cuando recién iban tres minutos del complemento y anotó tras un rebote que dio el coloniense. A esa altura parecía que los aurinegros sólo tenían que evitar ser goleados y cuidar a sus futbolistas de cara a la actividad local.

Sin embargo, aprovechando que Fluminense -seguro de la clasificación- se dejó estar, pudo descontar. Canobbio, que había ingresado, le dio de volea, la pelota pegó en el travesaño picó en la línea y Viatri anotó de cabeza.

Fluminense clasificó con justicia tras un 5 a 2 global y Peñarol, como en los últimos años, debe conformarse con la actividad local. El tri es ahora su única meta.

bajas

Deslucido

Peñarol no es el mismo del primer semestre del año. A las partidas de Cristian Lema, Lucas Hernández y el “Toro” Fernández, se suman los bajos momentos de algunos futbolistas que eran fundamentales como el “Cebolla” Rodríguez y Viatri.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)