SELECCIÓN

Con Trezeguet no es lo mismo

El reemplazante de Mohamed Salah no tuvo un gran partido frente a Colombia.

Foto: AFP
Foto: AFP

Quedó demostrado que a Egipto se le hará muy complicada la Copa del Mundo en los partidos que no pueda contar con su estrella Mohamed Salah. Al menos esa es la sensación que dejó luego del empate 0-0 de ayer ante Colombia.

Es cierto que esto es fútbol y que los partidos hay que jugarlos. Un centro y un cabezazo o un contragolpe certero pueden definir un encuentro, aunque a Egipto se le vio muy poco.

El elenco africano enfrentó a los cafeteros en Italia en un encuentro en el cual los de José Pekerman fueron totalmente superiores a su rival.

Héctor Cúper optó por Mahmoud Hassan (más conocido como Trezeguet) para suplantar a Salah y lo cierto es que estuvo muy lejos del nivel que tiene el jugador del Liverpool. Se le hizo muy difícil desbordar y solo en una ocasión lo pudo hacer con claridad, aunque en esa jugada generó peligro.

El flojo partido que tuvo y la posibilidad de ver a otros jugadores llevó a que Cúper optara por poner a Ahmed El-Mohamady en la segunda parte, aunque tampoco pudo marcar la diferencia. Es más, este último cumplió más funciones defensivas que de ataque.

Quedó claro que Egipto siente mucho la baja de Salah y pese a que los partidos hay que jugarlos, como se suele decir, con Trezeguet no es lo mismo.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)