CAMPEONATO URUGUAYO

Televisar todos los partidos: una salida que puede dejar rédito a los clubes

Si el fútbol vuelve a puertas cerradas tanto a Tenfield como a las instituciones se les presentará una buena oportunidad de negocio.

Cámara de Tenfield en el Centenario
Fútbol y TV, combinación que puede ser la solución cuando vuelva el fútbol. Foto: Archivo El País

Todavía no hay fecha prevista para el regreso del fútbol. Ya se sabe sí que al menos hasta junio no volverá a rodar el balón en las canchas de Uruguay, pues en el mejor de los escenarios los planteles comenzarían a entrenar en los primeros días de mayo y han pedido que transcurran al menos tres semanas entre en retorno a los trabajos y el primer partido oficial. Más allá de cuándo vuelva el fútbol, la interrogante es: ¿cómo volverá?

En China, donde se inició la pandemia de coronavirus, por primera vez desde que todo comenzó no hubo muertos y Wuhan, la ciudad que fue el epicentro del virus, liberó a su gente para salir a las calles. Sin embargo, todo el país asiático está en alerta ante el temor de una segunda ola de contagios. Eso significa que será paulatina la vuelta a la normalidad en todas partes del mundo y para el caso del fútbol (y de todos los deportes) es altamente probable que sea sin público.

Esto genera de por sí un inconveniente en Uruguay porque en la primera fecha que se jugará desde la pausa (será la cuarta del Apertura) está pactado que se juegue el clásico. El panorama, dicho esto, suena mal, pero puede haber una segunda lectura positiva.

Mirada optimista

Por aquello de mirar el vaso medio lleno o medio vacío, las instituciones tienen que mirar el medio lleno. La suspensión y el posible regreso con muchos partidos y sin público puede transformarse en un buen negocio.

La AUF debe partidos a la empresa Tenfield por los no televisados durante todo este tiempo (este fin de semana van a ser 15, tomando tres por cada una de las cinco jornadas postergadas), por lo cual deberá ponerse al día. Sin embargo, una vez que haga esto puede estar en condiciones incluso de negociar una mejora en el contrato.

Ya desde la administración anterior de la AUF se manejó la posibilidad de que se televisaran más partidos. Está claro que el negocio para los clubes no es que la gente vaya a la cancha, pues se venden pocas entradas y se generan muchos gastos de seguridad y servicios otorgados por boleteros y porteros. El mejor ingreso (y el más seguro) que tienen las arcas de los clubes es por los derechos de televisión. Y es aquí donde se plantea un nuevo escenario positivo.

Al eventualmente no poder ir la gente a la cancha, se puede armar un calendario (en el cual se escalonen los partidos por horarios) para que se televisen los ocho encuentros de cada fecha. Tenfield, aumentando levemente la cuota a los abonados, puede tener ganancias importantes (hay unos 700.000 abonados al paquete Campeonato Uruguayo) y repartirlas con las instituciones. A éstas no les salvará el presupuesto, pero seguro que les significará más que los ingresos que habitualmente obtienen por venta de entradas, excepto para Nacional y Peñarol, obviamente.

Si se adoptara esta decisión, y de acuerdo a los partidos postergados hasta el momento, en dos fechas Tenfield televisaría 16 partidos, es decir los 15 ya postergados y unos más, por lo cual la movida para los clubes podría tener efectos inmediatos.

El potencial problema es a futuro, pues si se televisaran todos los partidos (ante la eventualidad de que el público no pueda ir) y para las instituciones fuera igual o mejor negocio, será difícil volver luego a la normalidad y eso podría terminar de alejar a la gente de las canchas. Pero ese es el vaso medio vacío de futuro, del que es mejor no preocuparse… por ahora.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados