NACIONAL

Ya supo ganar bajo presión

Hay quienes aseguran que mañana Álvaro Gutiérrez se enfrenta a una situación inédita desde que dirige a Nacional. Que es el primer partido en que debe ganar sí o sí. Y, visto desde ese punto, seguramente les asista la verdad.

Foto: Francisco Flores
Foto: Francisco Flores
Foto: Marcelo Bonjour
Foto: Marcelo Bonjour
Foto: AFP
Foto: AFP

Sin embargo, en la corta experiencia de "Guti" como entrenador del primer equipo tricolor se pueden encontrar matices respecto al tema. Lo manejó el propio técnico, en plena preparación de un partido que, sí, plantará un mojón en el semestre.

"Riesgo personal hubo en los primeros tres partidos, cuando asumí. El primero fue en el Tróccoli, donde hacía tiempo no se jugaba y cuando se venía de una derrota clásica 5 a 0; en lo personal era riesgoso, porque estaba en juego la posibilidad de seguir en Nacional o no. Y después, el clásico también fue riesgoso, porque veníamos cumpliendo una campaña muy buena y hubiese quedado empañada si no ganábamos ese partido", afirmó Gutiérrez.

Seguramente, también era "riesgoso" a nivel personal para el entrenador el partido contra River Plate, días después de perder en el Parque Central contra El Tanque Sisley y en momentos en que Peñarol acaparaba elogios por su buen arranque en el Apertura y en la Copa Sudamericana. Al igual que a los partidos antes mencionados por Gutiérrez, Nacional lo ganó.

En otras condiciones, contra otro tipo de rivales, es cierto, pero la tónica en esos partidos fue la que Nacional necesita para avanzar mañana en la Libertadores: con calma y, en algunos casos, hasta prestando la pelota al rival más de lo que habitualmente se espera de un equipo como Nacional.

La receta será "no salir desde el primer minuto a quemar las naves, como se suele decir; porque sabemos que un gol de visitante sería mucho más difícil de remontarlo. Pero a la vez sabiendo que esta vez el reloj corre favorablemente para ellos", según Gutiérrez.

Una eliminación mañana, por dura que sea, no pondrá en riesgo a Gutiérrez ni mucho menos; pero puede llegar a plantar un mojón tal como lo plantaron, pero a favor, aquellas victorias en los partidos mencionados por el entrenador y hasta esa victoria ante River que el técnico se olvidó de mencionar.

"Hay muchas cosas en juego. Principalmente el sueño que tenemos. Tratamos de conformar un plantel competitivo porque no teníamos la certeza de estar en la segunda fase —que te garantiza seis partidos—, pero teníamos la esperanza. E hicimos contrataciones, quedando un plantel extenso y competitivo. Tenemos para perder eso, el sueño de andar bien en la Copa y la posibilidad económica que se le abre al club en caso de seguir", asumió Gutiérrez.

Con el Apertura en el bolsillo y la Anual prácticamente abrochada, la situación se mostraba ideal para ir en busca de la figuración internacional esquiva en los últimos años.

"Todo quedó un poco supeditado al resultado del otro día; esa expulsión nos dejó un poco mal estratégicamente hablando, porque no pudimos emplear durante los 90 minutos lo que sí hicimos bien en los primeros 30", dijo Gutiérrez.

Conforme con lo visto en aquella primera media hora en Santiago y donde Palestino no pisó el área hasta la expulsión de Polenta, no es de esperar que Nacional se "regale" en los primeros minutos, saliendo a la desesperada en busca del gol que empate la serie. Menos, con el marco de tranquilidad que reinará en el Parque Central, vacío.

Lo deja en claro, además, ese "Nacional va a tener que salir a arriesgar un poco más y a medida que pasen los minutos tal vez se arriesgue más", que lanzó Gutiérrez en los días previos.

Cautela e inteligencia es lo que demandará el partido; además de la contundencia que faltó cuando Nacional vulneró a la defensa chilena en la ida, en los primeros 30 minutos y en esa jugada aislada del segundo tiempo en la que aún se protesta la mano del arquero afuera del área, trabando un contragolpe que pintó para letal.

No será la primera vez que si Nacional pierde con Gutiérrez se queda afuera de la Copa: para que el equipo esté donde está, hubo tres victorias seguidas de "Guti" y sus muchachos tras el 0-5 clásico. Si los perdía, no había siquiera "ida" ante Palestino.

Alonso salió con un golpey hubo pruebas

nÁlvaro Gutiérrez hizo trabajos tácticos en Los Céspedes, poniendo en cancha a Romero, De los Santos, Aja y Díaz en defensa; Porras y Arismendi en la contención; Fernández, Pereiro y De Pena; y Alonso. Este último salió de la práctica por un golpe, dejándole el lugar a Taborda. Luego ingresó Recoba, quien había estado en el táctico a puertas cerradas del lunes de noche. En aquella ocasión, Arismendi fue zaguero y Prieto se mantuvo en el medio. Munúa sigue trabajando diferenciado por el golpe.

Tróccoli: por algo más que los tres puntos

El ciclo de Gutiérrez empezó en el Tróccoli, el fin de semana después del 0-5 clásico. Nacional ganó 3 a 1, formando con Munúa; Benegas, Scotti, Coates, Espino; Calzada, Arismendi; Pereiro (70 Prieto), I. González (70 Recoba), De Pena; y Barcia (64 César). Barcia hizo dos goles y Pereiro uno. Luchaba el ingreso a la Copa.

Ventaja: un arma de doble filo para "guti"

Nacional llegó al clásico del Apertura con 11 puntos de ventaja. Perder no hubiese puesto en riesgo el título; sí el honor, ya que venía de un 0-5 clásico. Jugó con Munúa; Romero, García, Polenta, Espino; Porras, Arismendi; Giménez, Pereiro, De Pena; Alonso. Lo ganó de atrás 2-1 con Recoba, Fernández y Taborda en cancha.

Palestino y el freno

Hasta el partido con Palestino, Nacional acumulaba 12 partidos oficiales con victorias de manera consecutiva. Fueron en el Apertura.

En medio de una sequía

En los últimos dos partidos (uno amistoso y uno oficial), Nacional no marcó goles. Antes de eso, 23 partidos al hilo anotando.

Eliminatorio: por dos goles para no sufrir

Jugando 56 minutos con uno menos, Nacional perdió 1-0 en el partido de ida por la primera fase de la Libertadores. Si mañana no gana, se despide de la Copa de manera prematura. Todo indica que jugará con Munúa; Romero, De los Santos, Aja, Díaz; Arismendi, Porras; Fernández, Recoba o Pereiro, De Pena; y Alonso.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)