NACIONAL

Salvado por un encendido ataque

El equipo tricolor marcó 11 goles en los tres últimos partidos, necesarios y útiles para recuperar la confianza.

El eterno femenino de una imaginativa pintora
Goleador. Barcia hizo dos y suma cuatro en tres partidos. Foto: Francisco Flores

Por primera vez en lo que va de este 2015 Nacional consiguió tres victorias consecutivas y lo hizo en un momento clave: en la etapa final del cierre de temporada.

"No importa cómo se empiece, sino cómo se termine", es una de las frases acuñadas a lo largo de la historia del deporte mundial. Para el tricolor esto tiene una importancia clave, porque tuvo un gran inicio de temporada, ganando el Apertura con luz y dejando prácticamente sentenciada la Tabla Anual en el último semestre de 2014, lo cual por cierto ratificará el próximo fin de semana si le gana a Fénix en el Parque Central, pues sin importar cómo les vaya a Peñarol y River Plate tendrá al menos 13 puntos de ventaja y quedarán 12 por disputarse. Sin embargo, no venía bien el fin de la temporada. Hasta la novena fecha (victoria 4-2 sobre Racing) el tricolor había sido incapaz de ganar dos partidos seguidos. Pues bien, ayer consiguió el tercero.

¿Acaso Nacional recuperó la memoria del equipo letal que fue en el Apertura? Puede ser, pero más que nada recuperó la confianza.

Algunas decisiones del técnico Álvaro Gutiérrez tienen mucho que ver también en eso. Una de ellas es la conformación del equipo de mitad de cancha hacia adelante. Luego de muchas pruebas en ofensiva, provocadas también por la inconsistencia deportiva de los futbolistas, armó un tridentede mediopuntas muy productivo formado por productos genuinos del club: Leandro Barcia, Gastón Pereiro y Carlos De Pena, generadores de fútbol, desborde, peligro y goles propios o de Iván Alonso, el punta neto.

Y en el rendimiento de ese ataque está gran parte de este renacer futbolístico del Nacional del "Guti" versión 2015.

La defensa sigue dando malas señales. Rentistas atacó muy poco y sin embargo le hizo dos goles, además de que varios centros enviados al área fueron ganados por futbolistas del rojo. Sin embargo, el ataque saca la cara.

Nacional tuvo que hacer cuatro goles en los últimos dos partidos para ganar con tranquilidad. Con De Pena y Barcia como abanderados, autores de 10 (5 cada uno) de los 20 goles del equipo en el Clausura, el tricolor convirtió 11 veces en los últimos tres partidos. Eso sí, recibió 5.

Por eso para este Nacional tiene gran vigencia aquello de que no hay mejor defensa que un buen ataque.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)