COPA SUDAMERICANA

Solo lo salva un partido perfecto

Peñarol buscará revertir contra Paranaense una diferencia de dos goles, algo que no pasa desde 1997.

Guzmán Pereira disputa la pelota en el mediocampo, ante la marca de un rival. Foto: EFE
Foto: EFE

Termine como termine este semestre, el partido de esta noche marcará el año de Peñarol y la estadía de Diego López como entrenador aurinegro.

Si no consigue la clasificación, será un gran golpe. Desde lo económico, sin dudas, pero principalmente desde lo deportivo. Cuando a principio de año los jugadores, dirigentes e hinchas hablaban de la sexta Libertadores, la temprana eliminación en una fase de grupos que se presentaba como accesible pegó duro; pero mucho más si ahora se despide en el primer mano a mano de la Copa Sudamericana.

Más aún teniendo en cuenta que este rival tampoco es de los más fuertes que puede presentar este certamen. Atlético Paranaense marcha en zona de descenso directo en el fútbol de su país y este torneo está en un segundo orden de importancia. Distinta sería la situación si el rival de turno tuviera la fuerza de São Paulo, Fluminense o San Lorenzo, por nombrar algunos casos.

En sentido contrario, si Peñarol puede hoy revertir el 0-2 que se trajo de Curitiba significará un envión anímico super importante para reforzar una idea que tímidamente recién comenzó a mostrarse en los últimos dos partidos del Torneo Clausura contra River Plate y Wanderers.

Asimismo, también significará un espaldarazo vital para el propio “Memo”, que aún es visto de reojo por el público. Sin pasado en el club, el entrenador necesita resultados de esta índole que comiencen a respaldar su trabajo y generen los aplausos de la tribuna.

Sin margen. Lo que Peñarol tiene que tener claro es que la única forma para que esta noche el Campeón del Siglo termine en un ámbito festivo será realizando un encuentro perfecto, sin errores.

El famoso gol de visitante tiene un peso enorme en estos torneos continentales y el aurinegro no puede descuidarse. Por ejemplo: si hoy recibe un gol, tendrá que salir a hacer cuatro. Si le convierten dos, deberá convertir cinco. El 3-0 lo hará pasar directo y el 2-0 lo llevará a los penales.

“En Peñarol son todos los partidos importantes. Nosotros no preparamos los partidos para aguantar nada, sino para salir a ganarlos, con equilibrio. Tenemos que mejorar rápido porque hay poco tiempo y está bueno mejorar ganando”, avisó el propio López.

El entrenador tiene clarísimo que para conseguir el objetivo, es importante no desesperarse y caer en la impaciencia del público. “Sabemos que tenemos que ganar. No podemos salir desesperados a buscar el gol; sería lo mejor hacer un gol enseguida y después manejar el partido, pero no podemos entrar en la desesperación porque son 90 minutos. Arrancamos en desventaja, hay que recuperar fuerzas para el lunes ir viendo cómo nos vamos a armar”, señaló.

Racha. Dicen que las estadísticas están para romperse. Ojalá sea así para Peñarol, porque lo cierto es que el mirasol no revierte una llave (mano a mano) de dos goles en contra por un torneo Conmbeol desde 1997.

La última vez ocurrió en los octavos de final de la Copa Libertadores de ese año. En esa instancia, el aurinegro se cruzó con Millonarios de Colombia. La ida fue en Bogotá, con derrota por 2-0. En Montevideo, en tanto, el equipo que por entonces dirigía Gregorio Pérez dio vuelta la serie en los penales tras ganar 3-1 en el tiempo reglamentario. Claro, en esa época aún no se contabilizaba el gol de visitante. Con el sistema actual, hubiera quedado eliminado sin llegar a la definición por penales. Algo así, por ejemplo, le ocurrió en la Primera Fase de la Libertadores 2005. En Quito, Peñarol cayó por 3-0. En Montevideo, en tanto, se impuso por 4-1. Si bien el global quedó en 4-4, pasaron los ecuatorianos por la ventaja que les otorgó el gol convertido en el Centenario.

Peñarol sale a intentar revertir la serie, con una racha negativa encima y prácticamente sin margen para las equivocaciones.

Las claves

1) Paciencia: El aurinegro no puede salir a lo loco a buscar un gol y descontrolarse. Sin orden, cualquier error puede terminar en un tanto de Paranaense que prácticamente sentenciará la serie. El equipo no puede jugar al mismo ritmo que las tribunas.

2) Eficacia: Deberá estar lo más fino posible en la definición. Si genera chances de gol y no las convierte, se puede transformar en un combo letal generando el malhumor colectivo y también agrandando al rival. Buena oportunidad para que Viatri cambie la racha.

3) Calma: En el partido de ida, hace dos semanas en Curitiba, se generaron algunos roces entre los protagonistas. Los aurinegros deberán tener la frialdad necesaria para no entrar en discusiones que puedan derivar en tarjetas y demoras en el juego. No les conviene.

CDS: Tiene una buena efectividad

Desde que el Estadio Campeón del Siglo abrió sus puertas, en 2016, Peñarol jugó ocho encuentros a nivel internacional donde registró seis victorias, un empate y tan solo una derrota (79% de efectividad). Venció 4-3 a Sporting Cristal, 2-1 y 2-0 a Atlético Tucumán, 2-0 a Jorge Wilstermann, 2-0 a Libertad y 2-0 a The Strongest. Todos ellos por la Copa Libertadores. La única vez que perdió también fue en dicho certamen: 3-2 contra Palmeiras. El único partido que recibió en su casa por Copa Sudamericana fue empate: 1-1 contra Sportivo Luqueño. Ese justamente fue el último encuentro del aurinegro por este torneo. Se despidió rápidamente en Primera Fase (en la ida igualó 0-0 en Paraguay). En tres de estas ocho oportunidades mantuvo el cero en su arco, algo esencial para esta noche. Casualmente, en esas tres ocasiones, ganó por dos goles de ventaja.

Atención a...

- Fabián Estoyanoff: El “Lolo” viene de jugar uno de los mejores partidos en lo que va del año con dos goles y una asistencia. Por derecha o por izquierda, puede desequilibrar con su potencia y velocidad. El equipo lo necesita bien enchufado.

- “Lucho” González: El experimentado volante argentino es el que maneja los hilos del Paranaense. Se ubica bien cerca de los centrales en la salida del equipo con el objetivo de sacar la pelota lo más limpia posible. No lo pueden dejar pensar.

LA FICHA

Peñarol vs. Atlético Paranaense

Copa Sudamericana

Estadio: Campeón del Siglo.

Hora: 19.30.

TV: Fox Sports 2.

Árbitro: Mauro Vigliano (Argentina). Asistentes: Julio Fernández y Lucas Germanotta. Cuarto árbitro: Fernando Echenique.

Peñarol: K. Dawson; G. González, F. Formiliano, C. Rodríguez, L. Hernández; F. Estoyanoff, G. Pereira, G. Freitas, R. Rojo; C. Rodríguez; y L. Viatri. DT: Diego López.

Atlético Paranaense: Santos; Jonathan, José Ivaldo, Leo Pereira, Renan Lodi; Bruno Guimarães, González, Raphael Veiga; Marcelo Cirino, Pablo Felipe y Marcinho. DT: Tiago Nunes.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)