PEÑAROL

"Más que él no lo quiere nadie"

El “Gato” Marcelo Romero vino con el corazón dividido entre Peñarol, Málaga y la “flota” del quinquenio

El eterno femenino de una imaginativa pintora
Marcelo Romero

A los 39 años, el "Gato" Marcelo Romero tiene, sino siete vidas, al menos en lo que refiere a su trayectoria en el fútbol, unas cuantas; y ayer, cuando llegó al Hotel Sheraton junto con la delegación del Málaga, ya que es técnico alterno del español Francisco Gracia, reunió la actual con varias de las pasadas.

"Sí, me reencontré con Juan (Ahuntchain), que fue el que me hizo debutar en Primera División en Defensor, donde ahora también está el otro Juan (Tejera), que fue mi entrenador de Tercera, son recuerdos muy gratos".

Sí, Romero comenzó en Defensor Sporting, y después pasó a Peñarol, donde jugó entre 1996 y 2001, siendo uno de los jugadores que fue parte de la conquista del quinquenio, por lo que el partido de hoy para él tiene un contenido especial; nostálgico.

"Voy a tener el corazón dividido, porque en Peñarol pasé años muy lindos, y hoy están Pablo (Bengoechea), el Caballo De los Santos, el Vasco (Aguirregaray), el Bolita Lima en inferiores... que todos ellos sigan ligados al fútbol, y a Peñarol en particular, para mí es un orgullo. En el caso de Pablo, creo que más que él no lo quiere nadie..."

Romero se fue en 2001 y jugó hasta 2007 en el Málaga; seis temporadas: "Son muchos años, tantos que tengo a mi hermano que me corrige y cuando empiezo a hablar un poquito como español, medio gallego, me dice; pero es normal, toda la familia que tengo allá son todos españoles y con uruguayos me junto poco, por razones de trabajo".

En 2008 se retiró jugando para el Lucena, un club de una divisional de ascenso, después dirigió a un par de equipos juveniles, y en 2014 volvió al cuadro que lo llevó a España: "En Málaga llevaba muchos años, hice el curso de entrenador, formé una nueva familia con mi señora que es malagueña… y se juntaron muchas cosas de esas que van pasando los años y te van llevando, y me quedé; pero tengo ganas de volver y dirigir en Uruguay, es algo que tengo en la cabeza y no lo descarto".

Defensor. Peñarol. La selección. Málaga antes como jugador y ahora como entrenador. Varias vidas las del "Gato", que sentenció: "Que un uruguayo triunfe en Europa como Godín o Suárez no me sorprende, el fútbol es más difícil acá que allá, donde te dejan jugar, tenés muchos espacios. En los primeros meses cuesta, es normal, pero cualquier uruguayo que tenga condiciones y y consiga integrarse, es al revés: a mí me sorprendería que no funcionara".

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)