FÚTBOL EUROPEO

El problema de Neymar: dos por tres falta en partidos decisivos del PSG

El brasileño fue suspendido para la final de la Copa de Francia, pero el club tratará de revertir la medida

Neymar
Neymar jugó cinco minutos, recibió una tarjeta y ahora se puede perder la final de la Copa de Francia.

Neymar, ya ausente en otras instancias decisivas del PSG, fue suspendido ayer para la final de la Copa de Francia, que se jugará el miércoles contra el Mónaco, según lo decidió la comisión de disciplina de la Federación Francesa de Fútbol (FFF). Sin embargo, el PSG anunció que peleará por su habilitación.

El delantero brasileño recibió una tarjeta el miércoles pasado en semifinales ante el Montpellier (2-2, 6-5 en penales), que revoca la suspensión provisional de un partido que había recibido a principios de abril tras una tarjeta roja contra el Lille. El PSG tiene la posibilidad de solicitar una conciliación al Comité Nacional Olímpico y Deportivo Francés (CNOSF), que podría suspender la sanción de la FFF.

Si Neymar no juega la final, será un golpe duro para su equipo, que confía en ganar la Copa de Francia para salvar una temporada que amenaza terminar sin trofeos, luego de su eliminación de la Champions y con la Ligue 1 comprometida.

En el duelo contra el Mónaco no estarán dos titulares habituales del conjunto parisino como Marco Verratti (lesionado) y Presnel Kimpembe (suspendido).

Pero el técnico Mauricio Pochettino conoce bien la situación: desde septiembre Neymar se ha perdido un partido de cada dos. Lesionado, suspendido o enfermo, Neymar no ha podido competir en varios momentos clave de la temporada, como la eliminatoria de octavos de la Champions contra el Barcelona. Lo mismo ocurrió en la temporada anterior.

En el reciente partido contra Montpellier,  Neymar comenzó en el banco de suplentes y recibió una amarilla en el minuto 90, cinco minutos después de su entrada en juego, por un leve contacto con Téji Savanier.

Incluso antes de la reunión de la comisión de disciplina, el brasileño no se hacía ilusiones sobre su suerte. “Jugué cinco minutos, hice una falta y recibí una amarilla sin pensar. Gracias por retirarme de la final. Pienso que se convierte en algo personal”, escribió en Instagram.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error