DE VOLEA

Lo que precisa Peñarol

A estas alturas, cuando ya pasó un semestre de la temporada 2017, bien puede concluirse que Peñarol sólo ha dilapidado dinero. Salió al mercado, armó el plantel y resulta que lo mejor lo tenía en casa: Nahitan Nández.

Afuera de la Copa Libertadores (último en su grupo, lo que no le permitió siquiera acceder a la Sudamericana), tercero en el Apertura, sin chance de pelear el título en el Intermedio tras la dolorosa derrota de 9 contra 11 en casa ante Defensor Sporting luego de haber liderado su serie todo el torneo, y a 10 puntos en la Tabla Anual de Nacional y a nueve del violeta, el Consejo Directivo se ha puesto a analizar la situación de qué precisa realmente el plantel para ganar el Clausura y definir el Uruguayo.

Desde hace tiempo Peñarol ha optado por acumular futbolistas con sueldos altos en distintos puestos sin que le den resultados, principalmente en ofensiva. Quizá sea hora de que apueste a un par de sueldos muy altos pero que verdaderamente desequilibren, los cuales se compensarían con no traer tantos jugadores con salarios importantes que poco aportan. Por lo tanto, no sería más gasto, sino mejor gestión del presupuesto.

Ramos no ha pedido un centrodelantero y ese es un error. Tiene a Junior Arias, a Lucas Cavallini y a Mauricio Affonso y entre los tres han anotado 15 goles en todo el año. Cristian Palacios, artillero de la temporada y producto de Peñarol, lleva 19 en Wanderers. Entonces, hace bien el Consejo Directivo en imponer que debe llegar un 9. El hincha de Peñarol lo reclama, pero habrá que apuntar bien. Y luego el DT deberá ponerlo.

Nahitan Nández, la gran estrella del equipo en este semestre, tiene más olfato goleador que cualquiera de los tres centrodelanteros que posee hoy Peñarol.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados