A un toque | Luis Eduardo Inzaurralde

De pique, que toquen los fáciles

En tren de elegir, aunque ya se acabaron los "bollos" en las Eliminatorias —la Copa América demostró que el fútbol de Sudamérica emparejó para arriba— y con las suspensiones de Suárez y Cavani, prefiero empezar con los rivales más accesibles el camino a Rusia.

A ver: por ejemplo, como en los últimos clasificatorios, con Bolivia en el Estadio, luego Venezuela allá y Ecuador acá, antes de tallar contra los más encumbrados.

¿Por qué? Porque Uruguay sigue siendo una selección en formación, que necesita rodaje para afianzarse y, luego, empezar a disfrutar la maduración; porque el "Pistolero" es casi medio equipo y todavía arrastra cuatro fechas de suspensión, y porque no estará Cavani.

No es un buen momento para jugar con Chile —tiene el envión del título (le pasó a Uruguay en 2011, cuando de 12 puntos ganó 10 y la mayoría daba por segura la clasificación)—, tampoco con Argentina ni Brasil.

Pese a que las Eliminatorias serán dificilísimas, con Suárez, Cavani y más rodaje seguro Uruguay ofrecerá otra resistencia y es posible pensar en ganarle a todos, incluso cuando luego la tarea adquiera ribetes de hazaña.

Además, porque no es saludable para Uruguay llegar a la cuarta fecha sin puntos, porque pese a que Tabárez tiene crédito y Valdez dijo que lo va a bancar hasta el final de las Eliminatorias, pase lo que pase, no hay proceso que resista tantos impactos. Por eso, que el azar le brinde un calendario fácil para el arranque.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados