BARCELONA

Gerard Piqué reconoció que siempre quiso ser el presidente del Barcelona

El central fue entrevistado por un grupo de niños que superaron el cáncer y les contó que la ida de Suárez era como "si se os fuera un compañero de colegio con el que habéis estado muchos años”.

pique
Gerard Piqué. Foto: Barcelona.

"Soy muy muy culé y me gustaría ayudar al club de mis amores. Eso se hace estando muy preparado para ejercer el cargo de presidente si creo que puedo aportar cosas al Barcelona. Es algo que siempre he querido”, reconoció Gerard Piqué en una charla con niños que han logrado vencer al cáncer. Y los pequeños, de todas las edades, no han tenido reparos para preguntarle.

También tuvo que responder sobre los técnicos que ha tenido en su carrera  y cuál fue el mejor. "He tenido muchos, muy buenos y muy variados. El genio por excelencia es Pep, es otro nivel. Luego más que entrenador, como figura de manager que lo engloba todo en un club, está Sir Alex Ferguson, una persona que imponía mucho. Y en Barcelona Luis Enrique o Valverde, y Vicente del Bosque en la selección, que era también un diez en lo humano”.

No podía faltar la pregunta sobre Messi. Los niños querían saber si se iba a quedar en Barcelona. Y la respuesta de Piqué no los conformó. “Todos queremos que se quede. Mientras siga vistiendo la camiseta del Barça hay esperanza. Siempre se le puede intentar seducir”.

Los niños también le preguntaron por la salida de Luis Suárez, y Piqué reconoció que le dio mucha pena. "Porque fue un compañero que estuvo muchos años en el club. Compartimos muchas cosas. Nos veis 90 minutos en un campo, pero pasamos mucho tiempo juntos, todas las mañanas, los viajes, hoteles. Es como si se os fuera un compañero de colegio con el que habéis estado muchos años”, les explicó.

La entrevista con los niños fue parte de la asociación ‘Cris contra el cáncer’  y se grabó antes de la lesión de Piqué frente al Atlético de Madrid, aunque el central contó cuál fue su peor lesión, otra también contra los colchoneros: "Diego Costa me hizo la cama en un salto y me caí de culo y me fisuré un poco la cadera. Estuve dos o tres meses parado y aun hoy, seis años después, solo puedo dormir del lado izquierdo, porque del otro lado me duele mucho la cadera”.

Al final Piqué  se fue feliz porque según dijo había fichado a un par de niños madridistas para Barcelona

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados