COPA LIBERTADORES

Peñarol se viste de copa

Los aurinegros llegan mejor que el Jorge Wilstermann, pero sabe que en la altura se juega “a otra cosa”.

El eterno femenino de una imaginativa pintora
Foto: Fernando Ponzetto

Peñarol tiene la chance de darle el último golpe de nocáut al Jorge Wilstermann, que arrancó mal en el torneo boliviano y tiene a su DT con un pie afuera.

Parece un poco exagerado comenzar a sacar cuentas cuando la pelota aún no comenzó a rodar, pero en este caso aparece como vital en la vida de Peñarol si sueña con meterse en la siguiente instancia de la Copa Libertadores.

En un grupo muy parejo, el mirasol tiene la "contra" de que en la tercera y cuarta fecha jugará ante Palmeiras, el gran favorito de la zona. Por eso, estos dos primeros encuentros adquieren mucha más importancia para llegar con margen de error a los dos choques más complicados.

El primer escollo arranca hoy y acá. En Cochabamba, a casi 2.600 metros de altura, el equipo de Leonardo Ramos enfrentará a Jorge Wilstermann con la necesidad de llevarse un buen resultado.

"Esperamos lo mejor. El equipo ha trabajado muy bien. Venimos con una buena cantidad de partidos de rodaje, cosa que antes a los equipos uruguayos no les pasaba. La verdad es que hemos tenido la posibilidad de seguirlos bastante. Una parte del cuerpo técnico estuvo en el último partido que jugaron así que tenemos muy buenas referencias", señaló el DT aurinegro.

"Ellos de locales intentan manejar la pelota y utilizar a favor la altura, pero repito: nosotros estamos bien", agregó y recalcó que "en Peñarol hay que ganar en todos lados".

Distinto es el clima que se vive en el conjunto local. El "Aviador" tuvo un flojo arranque de torneo y en siete fechas, ya quedó a nueve puntos de la cima. La situación es crítica y la continuidad de su entrenador, el peruano Roberto Mosquera, pende de un hilo. Si no gana hoy, se va. Los medios ya hablan de su sucesor: el argentino Juan Manuel Llop.

El camino arranca acá, en Cochabamba. Peñarol llega en alza y enfrenta a un rival que está en el piso pero que aún no tiró la toalla. ¿Le podrá dar el último golpe?


Si no podés ver las alineaciones, hacé click aquí.

2014: goleó en Cochabamba.

El último antecedente de Peñarol en Cochabamba fue ante el Jorge Wilstermann en 2014 y por la Sudamericana. El aurinegro, dirigido por Jorge Fossati goleó 4-0 con goles de Diogo, Jonathan Rodríguez, Juan Manuel Olivera y Damián Macaluso. En la ida, el aurinegro había ganado en el Centenario por 2 a 0. Serie redonda.

Detalle: césped para cansar.

Hay un dato que no es menor y pinta de cuerpo entero al cuerpo técnico de Peñarol. El estadio "Félix Capriles" tiene el pasto alto para intentar cansar al rival. Peñarol intentó acostumbrarse la última semana a un césped alto en Los Aromos como para que sus futbolistas se adecuaran a un piso diferente más pesado.

Rival: el DT en la cuerda floja.

El clima, en lo deportivo, se presenta ideal para el aurinegro porque su rival llega complicado y con la continuidad del técnico en duda. Es más: los medios locales aseguran que si esta noche no se le gana a Peñarol, el peruano Mosquera será cesado y su lugar lo ocupará el argentino Juan Manuel Llop. Jorge Wilstermann no gana.

ATENCIÓN A...

Thomaz.

Delantero brasileño con buen manejo de pelota. Es la principal arma de ataque que tiene el conjunto local.

Junior Arias.

Viene levantando su nivel. En el último partido, mostró su mejor versión desde que llegó a los aurinegros.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)