LA SUSPENSIÓN

A Peñarol, ni fu ni fa

Aseguran que Damiani “hizo lo que pudo” para que se jugara; descartan una movida política.

El eterno femenino de una imaginativa pintora
Goldie y Sanguinetti

Aconfesión de parte, relevo de prueba, y en el caso del eventual efecto que puede tener en el plano deportivo la suspensión de la etapa, el mensaje que encierra el dicho vale por duplicado.

Esto es, por un lado basta con leer en la página 6 de esta edición lo que se piensa en Nacional, para convenir que los tricolores resultaron beneficiados, sobre todo por no tener que viajar al exterior para jugar por la Libertadores en la semana previa al clásico; y por otro, si se hace un paneo por lares aurinegros acerca del mismo tema, se concluirá que en Peñarol nadie se siente perjudicado.

No es un contrasentido, aunque lo parezca. Primero porque, según se asegura en Peñarol, "no hubo una jugada política, aunque después que la Mesa (Ejecutiva) adoptó la decisión de suspender, uno de sus miembros —Raúl Giuria, de extracción tricolor, aunque no fue nombrado— llevó agua para su molino al dejarlo entrever cuando habló en una radio"; y segundo porque, de acuerdo a voces surgidas desde su círculo de allegados, "Juan Pedro (Damiani) no se durmió, se movió, hizo lo que pudo para que se jugara, y tan es así que si no hubiera sido porque después se decretó el Duelo Nacional, se jugaba".

Es más, según aseguró Fernando Goldie —integrante de la Mesa Ejecutiva, de filiación aurinegra— a Ovación, "no se votó, no hubo votación, los cuatro (miembros) estuvimos de acuerdo, por lo que decía el informe de Meteorología y ante el duelo decretado por lo que pasó en Dolores. Esto es un ámbito político, y puedo perder y ganar, pero creo que algo anda mal si ante una tragedia como ésta me pongo a pensar si Nacional va a viajar o no antes del clásico".

Incluso, similar tuvo otra alta autoridad de la AUF, de plena identificación con Peñarol, como el vicepresidente Rafael Fernández: "No veo que el hecho de que la suspensión pudiera resultar un beneficio para Nacional antes del clásico, incidiera en algo".

En ese sentido, según supo Ovación, el propio Wilmar Valdez, presidente de la AUF, se comunicó con integrantes de la Mesa Ejecutiva y les hizo saber su aprobación por la decisión adoptada.

De modo que, a confesión de parte, relevo de prueba; y por partida doble: en Nacional se ve la suspensión como un alivio para el clásico; pero en Peñarol no hay voces que se consideren perjudicadas.

Si es por los efectos en el plano futbolístico, el consejero Andrés Sanguinetti dijo que "a mí me quedaron dudas" sobre la suspensión de la etapa, pero agregó que "tal vez lo negativo es que el botija Rossi quizá no va a jugar la otra semana"; a lo que se sumó algún otro par suyo que reparó en que el corrimiento de fechas puede no venirle bien a Nacional para las finales del Uruguayo: "Puede haber uno, dos o hasta tres citados por Tabárez..."

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)