EN ESPAÑA

A paso perfecto hasta con un hombre menos

Barcelona jugó gran parte del partido con diez, pero igual superó al Olympiakos

Foto: Reuters
Lionel Messi festeja su tanto en el duelo entre Barcelona y Olympiakos por Champions

En una noche lluviosa y llena de protestas políticas, donde se desplegó una pancarta que decía “Respeto, diálogo y deporte”, se silbó el himno de la Champions y se gritó a coro: ¡Libertad, libertad!, Barcelona venció 3-1 al griego Olympiakos y lidera con puntaje ideal.

El equipo azulgrana fue el dueño de la pelota durante todo el partido aunque, paradójicamente, tuvo mayor efectividad cuando jugaba con inferioridad tras la expulsión de Piqué por doble amarilla.

Los griegos nunca cambiaron su esquema defensivo y su hinchada, que llegó por cientos, recibió recién su recompensa con un gol de Nicolau cuando expiraba el partido.

Deulofeu había comenzado muy bien con recuperación de balón, regates y centros peligrosos. Uno de ellos fue el que provocó el autogol de Nicolau, que abrió el marcador cuando el reloj indicaba 17 minutos.

Hasta ese momento el autogol era el segundo “goleador” blaugrana en lo que va de la temporada: 5 de 30 goles.

El segundo tiempo empezó sin mayores cambios en el dominio del juego porque los griegos siguieron con su esquema conservador.

A los 60 minutos, después de una falta muy fuerte en la media luna, Messi convirtió su gol número 100 en competiciones europeas y le puso calma al tanteador.

Tres minutos más tarde el partido se puso más fácil para los blaugrana. El defensa francés Digne, luego de una gran jugada de Messi con pase atrás, sacó un tiro cruzado que se incrustó en la valla del golero Proto.

Luis Suárez solamente pudo conseguir la recompensa del aliento de la hinchada, que le cantó “uruguayo, uruguayo” en más de una oportunidad para premiar su esfuerzo y su incansable hambre de gol.

En alguna oportunidad el portero griego, en otras por no tomar la mejor decisión y también la ansiedad de convertir, le jugaron una mala pasada y prolongaron la sequía del salteño en la Champions.

El duelo celeste fue para Bentancur.

Juventus y Sporting Lisboa se enfrentaron en el otro duelo del grupo y a pesar de que no la tuvo fácil, la "Vecchia Signora" se terminó llevando el triunfo por 2 a 1.

El equipo de Sebastián Coates comenzó arriba gracias a el gol de Alex Sandro, en contra. Miralem Pjanic puso el empate antes de que termine el primer tiempo y Mario Mandzukic, a seis del final, sentenció el triunfo para los de Massimiliano Allegri.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados